Córdoba se planta: nace un polo de cannabis medicinal en el interior

El anuncio de adhesión provincial a la ley nacional abre un escenario alentador para el desarrollo de proyectos. Villa Ciudad Parque ya lanzó su propio programa.
Ed 199 © Pito Campos
Ilustración: Daniel "Pito" Campos, para La Nueva Mañana

chapa_ed_impresa_01  

A nueve meses de haber alumbrado la resolución comunal que fomenta el cannabis medicinal y que tuvo repercusión nacional, Villa Ciudad Parque recibió con agrado la decisión del gobernador Juan Schiaretti de adherir a la ley nacional, y se consolida como un faro provincial en la materia. La comuna del valle de Calamuchita ya lanzó un plan de formación y capacitación para profesionales de la salud, la etapa que se viene en un tema que, de a poco, va dejando de ser tabú para convertirse en realidad y solución concreta a cada vez más usuarios de todo el país. 

A mediados de 2020 Pablo Riveros, presidente comunal de Villa Ciudad Parque, plasmó en una resolución la decisión política de fomentar el desarrollo del cannabis medicinal en la localidad.

Justamente porque durante décadas el uso medicinal del cannabis fue parte de lo oculto y lo negado, es que los conocimientos en la materia no reposan en los ámbitos académicos y profesionales, sino que son actores individuales, familiares y comunitarios los que vienen desarrollando experiencias a las que hoy el Estado, en sus distintos niveles, les viene “echando el ojo”. Es en ese marco que Villa Ciudad Parque, gobernada por un dirigente que proviene de una de esas organizaciones sociales, avanza con su plan de fomento del cannabis medicinal y dio en estos días un paso clave: capacitar y formar en el tema a profesionales y agentes de salud. Y no solo de su comuna, sino de cuatro localidades aledañas que se han interesado en la propuesta, un número que se espera mayor a partir de la próxima adhesión cordobesa a la ley nacional que regula el tema.

Ciudad Parquw
La comuna de Villa Ciudad Parque ya está capacitando personal  para desarrollar proyectos concretos vinculados al cannabis medicinal. (Foto: ciudadparque.gob.ar)

Dos tuits que abren un panorama alentador

El 17 de marzo pasado, el gobernador Juan Schiaretti sorprendió con dos tuits escuetos y contundentes. “Hemos enviado a la @LegislaturaCBA la solicitud de adhesión de la Provincia de Córdoba a la Ley nacional N° 27.350 sobre el “Uso Medicinal de la Planta de Cannabis y sus derivados”, su reglamentación y demás normas complementarias”, comunicó el mandatario y completó: “La Autoridad de Aplicación de esta ley deberá ser el Ministerio de Salud de nuestra provincia”.

Aunque resta la autorización legislativa, lo concreto es que a corto plazo Córdoba abandonará el acotado lote de provincias –junto a Formosa y La Pampa- que no adhirieron a la ley ni emitieron normativa propia. Sí lo hicieron, en los últimos años y de acuerdo a la revista especializada THC, Buenos Aires, Catamarca, Corrientes, Chaco, Chubut, Entre Ríos, Jujuy, La Rioja, Misiones, Río Negro, Salta, San Juan, Santa Cruz, Tierra del Fuego, Tucumán, San Luis, Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Neuquén, Mendoza, Santa Fe y Santiago del Estero.

La reglamentación de la ley facilita e impulsa la investvgación científica orientada a los posibles usos terapéuticos de la planta de cannabis y sus derivados, y avanza en garantizar el acceso a las terapias de forma segura.

La norma nacional fue aprobada el 29 de marzo de 2017, y establece que “las acciones de promoción y prevención deben estar dirigidas a las personas que, por padecer una enfermedad bajo parámetros de diagnósticos específicos y clasificados por la Organización Mundial de la Salud (OMS), se les prescriba como modalidad terapéutica el uso de las plantas de Cannabis y sus derivados”.

La reglamentación de 2020 facilita e impulsa la investigación científica orientada a los posibles usos terapéuticos de la planta de cannabis y sus derivados, y avanza en garantizar el acceso a las terapias de forma segura e informada para todos los usuarios y usuarias, otorgándole al médico un rol fundamental en el acompañamiento de los pacientes. El Ministerio de Salud de la Nación viene avanzando en esa línea.

En el orden provincial, la aprobación legislativa sería un trámite, mayoría oficialista mediante. Mientras tanto, desde Salud no sueltan prenda acerca de cuál será el plan oficial para aplicar la ley, aunque sí se sabe que ya hay una funcionaria ministerial designada para esa tarea –Susana Hernández, del área Farmacia- y que el anuncio del gobernador, incipiente, abre un panorama alentador para experiencias de este tipo al interior del territorio provincial.

Villa Ciudad Parque, un paso adelante

A mediados de 2020 Pablo Riveros, presidente comunal de Villa Ciudad Parque, plasmó en una resolución la decisión política de fomentar el desarrollo del cannabis medicinal en la localidad, con un importante rol del Estado en la supervisión y desarrollo de esos proyectos. “Con la resolución 50/2020 fuimos el primer pueblo de Córdoba en adherir y en crear un marco jurídico local para la producción e investigación del aceite de cannabis”, remarca, y cuenta que “una vez que legislamos empezamos a recibir cantidad de proyectos y elaboramos uno nosotros mismos de producción y elaboración junto al Conicet y el Inta, pero la verdad es que nos fue muy difícil implementarlo porque Córdoba era de las pocas provincias que no adhería a la ley”.

Pablo Riveros
Pablo Riveros: “Hicimos un convenio con Amauta, una asociación de acompañantes terapéuticas, y la asociación cannábica Madres Sativa, para una capacitación y formación a profesionales de la salud”. (Foto: ciudadparque.gob.ar)

Con ese escollo a mediano plazo superado, desde la comuna ya están capacitando para desarrollar proyectos concretos vinculados a la temática. “Nosotros tenemos un plan que prevé legitimar la actividad, y entendemos que la formación y capacitación de los profesionales de la salud es fundamental”, refiere el presidente comunal a horas de haber inaugurado la “Primera formación especializada en cannabis medicinal y acompañamiento terapéutico”, que contó con más de 50 asistentes.

Hicimos un convenio con Amauta, una asociación de acompañantes terapéuticas, y la asociación cannábica Madres Sativa, para una capacitación y formación para profesionales de la salud. Porque el conocimiento está más en las organizaciones de la sociedad civil que en los profesionales de la salud, ya que siempre fue un tabú”, completa.

El uso terapéutico del cannabis tiene legitimidad social y científica, y restaba avanzar en legitimidad política. De a poco, aún como furgón de cola, Córdoba se planta.

Noticias relacionadas:

Schiaretti by @gobdecbaSchiaretti elevó a la Legislatura la adhesión al uso medicinal del cannabis
Semilla Sur00012Del cannabis medicinal a una empresa comunal de alimentos agroecológicos


 

 

LNM - Edición Impresa

Seguí el desarrollo de esta noticia y otras más 
en la edición impresa de La Nueva Mañana
 
Todos los viernes en tu kiosco ]


Te puede interesar