Desde el comienzo de la pandemia, cerraron 711 almacenes en Córdoba

El Centro de Almaceneros advirtió sobre la crisis del sector, la tendencia alcista inflacionaria y el cierre de locales en la provincia.
CovidCba © 2020 Javier Imaz - LNM_30
El tícket promedio disminuye como consecuencia de la pérdida de poder adquisitivo de consumidores. - Foto: Javier Imaz - LNM.

El Centro de Almaceneros de Córdoba presentó este jueves su informe mensual sobre los datos vinculados a la inflación en la provincia, los costos de los alimentos y la realidad que atraviesan los trabajadores del sector.

Para la entidad la realidad del sector es crítica de acuerdo a indicadores alarmantes que se desprenden de una encuesta realizada a 2.400 comerciantes de la actividad.

El 27,75% de los encuestados no pudo acceder a la totalidad de los productos que conforman la Canasta Básica de Alimentos, y que del resto de los entrevistados que sí pudo acceder, el 48,75% lo logró con alguna o algunas de las ayudas estatales vigentes (IFE, Tarjeta Alimentar, Tarjeta Social Cba., Programa Más Leche Más Proteínas, Paicor etc.). 

Un 35,75% de los encuestados, manifestó que para afrontar los gastos corrientes, de contingencia y/o expensas, tuvo que recurrir a la financiación con tarjetas de crédito, y otro porcentaje similar (31,50%) no pudo afrontarlos en su totalidad. Un 13,75% admitió financiaciones comerciales, empresariales o recurrió a préstamos personales y/o bancarios; mientras que solo el 17,50% pudo afrontar dichos gastos con efectivo corriente, tarjeta de débito o utilizando parte de sus ahorros. 

En estos últimos 5 meses, como consecuencia directa o indirecta de la pandemia y de las medidas preventivas adoptadas, se perdieron numerosas fuentes laborales, en dependencia o autónomas, y en muchos casos se redujeron drásticamente los ingresos familiares habituales, elevando y agudizando el endeudamiento económico personal/familiar”, sostiene el informe.

Continúa además el cierre masivo de locales comerciales (187 cierres en agosto y 711 desde el comienzo de la pandemia solo en ciudad de Córdoba). “Aunque los niveles de venta muestran cierta estabilidad en estos últimos dos meses, los rubros considerados “no esenciales” cuya actividad estuvo totalmente paralizada durante casi dos meses, no podrán por sí solos hacer frente a las deudas de alquileres, de servicios, etc. contraídas durante ese periodo”, destacó la organización.

El tícket promedio disminuye como consecuencia de la pérdida de poder adquisitivo de consumidores, que se vuelcan a productos más económicos.

Tendencia inflacionaria

La tendencia alcista inflacionaria continuó en agosto, alcanzando para este periodo 2,78%. La suba promedio del 4,5 % en el precio de los combustibles, consumada a mediados de mes, tuvo un impacto general y en particular en la logística de distribución de los alimentos que conforman la Canasta Básica Alimentaria, cuyo costo se incrementó en un porcentaje cercano al 3%.

El rubro que sufrió mayores incrementos fue “Alimentos y Bebidas”, seguido por “Equipamiento y Mantenimiento del Hogar “(3,8%); Calzados (4,5%); Indumentaria (3,7%); y Medicamentos (2,5%).

Las medidas económicas extraordinarias adoptadas por el Gobierno nacional (congelamiento de tarifas de servicios y transporte, Precios Máximos, etc) en el marco de la pandemia, tuvieron su efecto positivo global. La inflación acumulada en estos ocho meses transcurridos del 2020 es de 20,19 % (10 puntos porcentuales menos que en igual periodo de 2019), en tanto que la inflación acumulada interanual (que aún encierra los últimos cuatro meses del 2019) asciende actualmente a 42,28 % contra el 53,38% en agosto de 2019”, destacaron los almaceneros.

Te puede interesar