Martina, la Brisa cordobesa

Sociedad 17/07/2018 Por
En septiembre de 2014, Paola Acosta fue encontrada asesinada en una alcantarilla del puente Zípoli. Junto a ella, estaba Martina, su pequeña hija, aún con vida. Maru Acosta, hermana y tía, habló con La Nueva Mañana tras la reciente sanción de la Ley Brisa.
Ver galería marupaola acosta2
1 / 2 - - Maru Acosta

chapa_ed_impresa_01

En Córdoba, casi tres meses antes del femicidio de Daiana Barrionuevo, el 17 de septiembre de 2014, ocurrió un hecho estremecedor, acaso uno de los más brutales que se recuerden en la provincia. Paola Acosta (36), después de tres días de permanecer desaparecida, fue encontrada muerta (asesinada) en el fondo de una alcantarilla, al lado del puente Zípoli. Junto a ella estaba su hija Martina, de apenas un año y nueve meses, aún con vida. Martina sobrevivió 80 horas junto a su madre muerta.  

En 2015, el jurado popular de la Cámara 11ª del Crimen condenó a reclusión perpetua a Gonzalo Martín Lizarralde (34) por el crimen de Paola calificado por alevosía. Asimismo, fue hallado penalmente responsable de la tentativa de homicidio de su hija, Martina, con los agravantes de alevosía y el vínculo. En 2017, El Tribunal Superior de Justicia (TSJ) ratificó la condena a prisión perpetua y aplicó la figura de femicidio, lo que se añade al calificante de homicidio por alevosía.

En nuestro país, la ley 26791 del año 2012, reformó el Código Penal en el artículo 80, agravando ciertos homicidios relacionados con el fenómeno de la violencia de género. De esa forma, se amplió la figura del homicidio calificado por el vínculo y los crímenes de odio, y se añadieron las figuras de femicidio y femicidio vinculado. La resolución del TSJ respecto al caso de Paola Acosta fue histórica porque sentó los criterios a seguir por los tribunales inferiores, y porque determinó dos cosas: que sí hubo prejuicios de género y que no es indispensable que medie una relación de pareja estable o de convivencia para que se configure el delito.

“Esta ley es un gran avance”

En diálogo con La Nueva Mañana, Maru Acosta, hermana de Paola y tía de Martina, reflexionó acerca de la reciente sanción que la Cámara de Diputados de la Nación le dio a la "Ley Brisa", una iniciativa que otorga una reparación económica para hijos e hijas de víctimas de femicidios, además de garantizarles una cobertura integral de salud. 

“Esta ley es un gran avance porque parte del reconocimiento por parte del Estado de las consecuencias de no actuar a tiempo y de las dificultades que enfrentamos las familias a las que nos atraviesa un femicidio. En Córdoba, una de las provincias con más cantidad de femicidios después de Buenos Aires, es un alivio para muchas familias y víctimas colaterales de este flagelo”, cuenta Maru.

A la vez, la hermana de Paola Acosta, y referente en la lucha contra la violencia de género, destaca que gracias a la colaboración de los medios de comunicación en la búsqueda de Pao y Martina, en su recuperación y en el pedido de justicia, el caso fue, “lamentablemente, muy conocido”. Martina y sus hermanos recibieron asistencia y ayuda económica de parte del Ministerio de Desarrollo Social para adecuar los hogares a donde debían mudarse. “Desde Desarrollo Social siempre estuvieron dispuestos a ayudar como excelentes profesionales de Asistencia a la Víctima a donde Martina aún concurre para su acompañamiento psicológico. También hubo Trabajadoras Sociales que fueron a nuestro domicilio para evaluar las necesidades. Pero lamentablemente no todas las familias que atraviesan ésta difícil situación pudieron acceder a lo mismo. Ni todas las familias tienen las mismas condiciones económicas para enfrentar los cambios que traen consigo la tragedia del femicidio”, explica la hermana de Paola.

Actualmente, los días de Martina trascurren rodeados del amor de sus abuelas, tías y tíos. “Es una personita muy activa, elocuente, graciosa y charlatana. Disfruta mucho de sus horas en salita de 5 y de sus clases de danza. Ella conoce y recuerda a su mamá, la tiene muy presente y tiene una estrella del cielo (la más brillante) donde la referencia. No pregunta aún por qué no está o qué le paso, pero son preguntas que acompañadas con sus psicólogas iremos resolviendo, a medida que surjan, la mejor forma para responderlas. Nosotras en casa, seguimos esperando la resolución para la tenencia definitiva por parte de Tribunales de Familia, que aún está pendiente”, cuenta su tía.

Proyectos no tratados

Maru contó que en febrero de 2016, posterior al juicio por el femicidio de Paola, ella y su familia fueron invitados con el abogado de la causa, el doctor Sarmiento, a la Comisión de Género de la Legislatura de la Provincia. “Allí planteamos la necesidad de una “ley brisa” en Córdoba para paliar las necesidades de muchas familias con las que teníamos contacto y lamentablemente no se discutió ni aprobó ningún proyecto en ese sentido, como tampoco la Ley de Emergencia en Violencia de Género”.
En relación a ello, la legisladora Liliana Montero, presentó en julio del 2013 en la Unicameral un proyecto similar a la Ley Brisa. Sin embargo, éste nunca fue tratado. El proyecto de Montero proponía un sistema de subsidios provinciales en beneficio de las víctimas directas e indirectas de los delitos de violencia de género cometidos en el territorio provincial que hubieren causado muertes, lesiones graves o daños importantes en la salud de la víctima. Además del subsidio, contemplaba la cobertura de Apross para los beneficiarios.

“Lamentablemente hay un criterio del oficialismo de no poner en debate ningún proyecto que sea de la oposición. Es un criterio de la política del siglo 19 en pleno siglo 21. Las estadísticas legislativas avalan esto que sostengo. Incluso cuando asumió esta nueva gestión de Gobierno volví a plantear la necesidad de la ley y me dijeron que se estaba ayudando a víctimas de violencia. Pero eso debe estar asentado por ley”, señaló la legisladora a La Nueva Mañana.

Ahora, los Acosta, como las demás familias víctimas de la violencia de género, aguardan los detalles de la reglamentación que debe hacer el Poder Ejecutivo Nacional a la ley en los próximos días para verificar los pasos a seguir para su aplicación en la provincia y que no sea necesaria otra ley similar a nivel provincial. “En la reglamentación es a donde vamos a poder verificar que puntos a mejorar tiene la Ley Brisa, y la provincia deberá colaborar con un criterio amplio de inclusión para no dejar afuera a los hijos e hijas de víctimas de femicidio que en la justicia no tengan incorporado la caratula de femicidio”, concluye Maru.

Nota relacionada:

ley-brisa2Ley Brisa: alrededor de 100 niñas y niños podrían ser beneficiados
Edición Impresa

Seguí el desarrollo de esta noticia y otras más 
en la edición impresa de La Nueva Mañana
 
Todos los lunes en tu kiosco ]


Te puede interesar