Río Tercero: La nueva universidad pública viene a cicatrizar las heridas

LNM entrevistó a la diputada Gabriela Brower de Koning, autora de uno de los proyectos que impulsaron la creación de la Universidad Nacional Río Tercero, aprobada en el Congreso.

Ed Impresa 06/10/2023 Flavio Colazo
Ed 331 © L Cirico
“La universidad de Río Tercero abarcará una zona de influencia de siete departamentos en la provincia y un millón de habitantes, aproximadamente”. (Ilustración: Leandro Cirico)

chapa_ed_impresa_01   

Especial para La Nueva Mañana

Luego  que se aprobará el proyecto de ley para la creación de una nueva Universidad Nacional en la ciudad de Río Tercero - a partir de un proyecto basado en sendas iniciativas de las diputadas Gabriela Brower de Koning (Evolución Radical) y Gabriela Estévez (UxP)- La Nueva Mañana dialogó con la diputada radical acerca de la importancia y trascendencia que tiene para la ciudad -y la provincia- la creación de una nueva casa de altos estudios. Al mismo tiempo, Brower de Koning se expresó sobre las críticas que recibió ella -por parte de algunos integrantes de su espacio (JxC)- por participar de la sesión en la cual se aprobó el proyecto, y sobre las insalvables diferencias existentes entre el ideario del radicalismo y las propuestas de La Libertad Avanza y su líder, Javier Milei.

Gabriela Brower de Koning
 Gabriela Brower de Koning: “La intención es crear una universidad que tenga en cuenta el entramado productivo de la región, las nuevas modalidades de construcción de conocimiento y las necesidades del mercado”.


Reparación: “La ciudad entera decidió que fuera a través de la educación”.

Usted enfrentó críticas -desde dentro de JxC- por estar presente en la sesión en la cual se aprobó la creación de una Universidad Nacional de Río Tercero. ¿Cómo tomó la población de Río Tercero el anuncio de la creación de una nueva universidad nacional en esa ciudad?

-Nosotros sufrimos un atentado el 3 de noviembre de 1995, cuando el Estado Nacional hizo explotar la ciudad para ocultar pruebas de la venta ilegal de armas a Croacia y Ecuador, y desde ese momento comenzó la lucha para que el Estado repare el daño que nos causó. Si bien no existe una reparación que devuelva a quienes ya no están, por lo pronto desde hace mucho tiempo los riotercerenses venimos trabajando por una reparación que ayude a cicatrizar. La ciudad entera decidió que fuera a través de la educación, mediante la creación de una universidad que fortalezca el desarrollo productivo de la zona. Para nosotros, la universidad tiene una connotación simbólica profunda ya que apunta a regenerar el progreso y el deseo de proyectar, que a partir del atentado se paralizó. Y esto lo digo literal, porque desde que se sancionó la ley me llegan mensajes de abuelos, padres y madres, muy felices por lo que juntos logramos. Ahora pueden ver cumplida la ilusión de que sus nietos, hijos o hijas tengan la oportunidad de estudiar una carrera, algo que antes se veía imposible por factores económicos o de distancia. Esos mensajes me dieron la certeza de que las razones que nos movilizan a participar en política se plasman en hechos concretos, de nada sirve ser representante del pueblo si no se trabaja para transformar vidas, y realidades. La felicidad de mi ciudad y de los pueblos de la región es inmensa, porque siento que por un lado se han restituido derechos ante tantos años de impunidad y generamos un mensaje de paz y esperanza para todos los argentinos frente a la corrupción y la injusticia. 

Sobre las críticas recibidas de JxC

“Desde mi perspectiva, pienso que las críticas que hemos recibido no toman en cuenta los años de falta de respuestas y la devastación que generó el atentado en nuestra población en términos materiales y psicológicos. También se planteó información errónea respecto a la constitución del quórum en esa sesión, ya que el oficialismo no nos necesitaba para debatir el proyecto de Ganancias porque ya tenían los diputados suficientes para comenzar la sesión.  Nos llegaron muchos comentarios de vecinos de Río Tercero y de pueblos cercanos que no comprendían las razones de esas críticas, que se sentían muy contentos porque habíamos defendido nuestros anhelos y proyectos que hoy se traducen en oportunidades para los jóvenes, trabajadores, pymes, emprendedores y productores de la zona”. 

¿Cuál es la dimensión e importancia para Río Tercero y la provincia de la apertura de una nueva universidad nacional? 

-Los países desarrollados invierten en educación porque es la herramienta que genera desarrollo, ascenso social y oportunidades equitativas a toda la población, por eso crear una nueva universidad, es aportar a la equidad, es darle la oportunidad a muchísimos jóvenes y personas que tienen la ilusión de ser profesionales, porque si bien las universidades son gratuitas, los costos para ir a estudiar son inaccesibles para muchos. Creo que el Estado debe invertir en universidades a lo largo y ancho del país. Según datos del Ministerio de Educación de la Nación, en la región, Colombia tiene una universidad cada 177.000, Brasil una cada 150.000 habitantes y México tiene una cada 109.000. Pero la Argentina tiene una universidad cada 365.000 habitantes. La universidad de Río Tercero abarcará una zona de influencia de 7 departamentos en la provincia y 1 millón de habitantes aproximadamente. Asimismo, contamos con el acompañamiento del Consejo Interuniversitario Nacional, en donde los rectores/as de todo el país manifestaron la importancia de la creación de la universidad, mediante el impulso de carreras que promuevan el perfil productivo de la zona. 

Universidad Senado
“El radicalismo ha brotado desde las entrañas de todas las universidades del país, enarbolando las banderas de Yrigoyen, Illia y Alfonsín”.


Cómo, cuándo y dónde.

¿Se sabe cuáles son los plazos para que la nueva universidad entre en funciones? ¿Está ya determinado en qué terrenos se erigirá el edificio, o en cuáles edificios ya existentes funcionará la futura entidad educativa?

-Ahora empieza el camino de la concreción de lo que manda la ley, para eso hay pasos a seguir que están definidos por la Ley de Educación Superior. El Ministerio de Educación de la Nación debe designar al rector organizador para comenzar con el proceso. Desde que se empezó a visibilizar la concreción, aparecieron privados con la intención de donar terrenos, de hacer residencias estudiantiles. Todas las propuestas se recibirán y se analizarán, siempre teniendo en cuenta que debe primar una visión a largo plazo, una visión estratégica, porque una universidad modifica el entorno donde se ubica y genera un impacto importante, por lo que por ejemplo es muy importante pensar y analizar su ubicación, accesibilidad y servicios necesarios. Espacios para comenzar a funcionar hay varios en estudio; se deberá elegir la mejor opción teniendo en cuenta esos factores. 

¿Ya está decidido cuáles son las carreras que se dictarán en el establecimiento y quiénes tomarán a su cargo el diseño de las mismas y la confección de las currículas? 

-La ley establece que el Ministerio de Educación debe designar a un rector organizador. Una vez hecho esto se debe diseñar el perfil académico de la universidad. En el proyecto de factibilidad que presentamos queda de manifiesto que se deben tener en cuenta las áreas de vacancia señaladas por el Consejo Regional para la Planificación de Educación Superior y el perfil económico, social y cultural de la ciudad y la región. Nuestra intención es crear una universidad prestigiosa, que tenga en cuenta el entramado productivo de la región, las nuevas modalidades de construcción del conocimiento y contemple las necesidades del mercado; esto es, por ejemplo, carreras relacionadas a la economía del conocimiento. 


Educación pública: “Veo con gran preocupación los planteos de La Libertad Avanza”.

¿Cómo asume los planteos de La Libertad Avanza respecto a la universidad y la educación en general?

-Soy radical, y una de las banderas de mi partido por la cual me siento orgullosa es la defensa a la educación pública. De hecho, mi partido fue uno de los principales impulsores de la reforma universitaria. La educación ha sido el motor de desarrollo de nuestro país. Muchas empresas han venido a Argentina o se han creado porque existe el personal calificado que en otros países no está. El planteo de Milei es inconstitucional. Eliminar el sistema educativo público universitario colisiona contra la autonomía universitaria, el sistema de vouchers choca con las competencias de las provincias y requiere de cambios normativos sustanciales que no está en condiciones de generar. Hay un derecho humano a la educación para todos que no puede soslayarse ni relativizarse. Por eso veo con gran preocupación los planteos de la LLA, que en los países que han utilizado esta práctica se ha fracasado. Las sociedades se vuelven más desiguales, inequitativas y pobres. 

“El discurso de Milei es una copia de lo que los jerarcas del proceso esgrimieron como defensa en el Juicio a las Juntas”.

¿Cuál es la visión que sobre esto tiene el espacio que usted representa (JxC)? 

-JxC defiende la educación pública y gratuita, de hecho nuestra candidata a presidente; Patricia Bullrich, lo manifiesta en sus propuestas. El Estado Nacional no puede desentenderse y dejar librado a las fuerzas del mercado al sistema científico y tecnológico -que debe discutir constantemente sus prioridades-, la construcción del conocimiento debe ser accesible para todos, pero con un trasfondo de calidad sobre el que es necesario trabajar. Desde la educación inicial, pasando por la primaria, la terminalidad en la secundaria y el acceso igualitario a la universidad hay un camino que requiere coherencia y participación activa de todos los sectores. 

La inversión educativa es fundamental, no es un gasto. En el primer debate presidencial, Milei expresó que el radicalismo ha vivido -y vive- de las universidades públicas. ¿Qué puede usted decir al respecto? 

-Empoderarse en los espacios de conocimiento, formarse y crecer con convicciones firmes y participar en política es una de las etapas más ricas y potentes que se pueden vivir en la juventud. Hoy el reformismo universitario tiene presencia en todos los puntos cardinales del país. Esto es a base de representación y elecciones democráticas. Las palabras de Milei subestiman el poder de decisión de miles de estudiantes, docentes, no docentes y graduados que definen quiénes los representan. Recordando los altos niveles de inversión que impulsó el presidente Illia -o la participación fundamental que tuvo el radicalismo en el debate pedagógico- digo que el radicalismo ha brotado desde las entrañas de todas las universidades del país, enarbolando las banderas de Yrigoyen, Illia y Alfonsín. Habría que ver a qué se refiere Milei con el término “vivir de la universidad”. La Franja Morada es una gran expresión de comprensión en el trabajo de las demandas estudiantiles y siempre estará en las universidades, creciendo en ellas para luchar por sus convicciones y buscar un futuro mejor. No se vive de las universidades, sino que la lucha vive en ellas.

La memoria de Alfonsín y el negacionismo.

Usted ha nombrado a Alfonsín, que fue quien promovió el juicio a los genocidas. ¿Cuál es su opinión sobre el discurso reivindicador de la dictadura esgrimido por Milei y LLA?

-El discurso de Milei es una copia de lo que los jerarcas del proceso esgrimieron como defensa en el Juicio a las Juntas. Argentina con mucho esfuerzo decidió enfrentar valientemente un juicio ejemplar, bajo la preeminencia absoluta del estado de derecho y bajo las reglas más sagradas de la democracia. Hemos sido reconocidos en el mundo por esto, relativizar, poner en duda el alcance de los más terribles crímenes, manifestar que fueron “excesos” acciones genocidas es pretender diluir el discurso de la libertad y caer en posiciones extremas y retrógradas. 

  

Edición Impresa Nro.: 331

Seguí el desarrollo de esta noticia y otras más 
en la edición impresa de La Nueva Mañana
 
Todos los viernes en tu kiosco ]


Últimas noticias
Lo más visto