Re re: Schiaretti “entorna” la puerta ante el malestar de los intendentes

Ed Impresa 15/10/2022 Por Nicolás Fassi
El Gobierno provincial cierra la agenda. Impactos políticos, transversalidad y broncas. Las elecciones del 2023 son las que están en la mira. ¿Rebeldía municipalista?
Ed 280 © Pito Campos
Se demora la venia de la "Re reelección" para intendentes de localidades sin Carta Orgánica propia. Ilustración: Daniel "Pito" Campos

chapa_ed_impresa_01   

Especial para La Nueva Mañana

Luego de una seguidilla de impactos políticos que hicieron tambalear la aparente solidez política del “modelo cordobesista” que el gobernador Juan Schiaretti exhibe fronteras afuera, la gestión y el panorama comenzaba a aclararse para los inquilinos del Panal.

Las tumultuosas salidas de los ministros Diego Cardozo y Alfonso Mosquera, sumada a la maquillada renuncia de Nora Bedano en Cultura, cuyos efectos aún quedan por evaluarse, obligaron al mandatario provincial a mostrar su voz de mando de manera inédita en los 24 años de gobierno de Hacemos por Córdoba.

Se trata de la demoradísima venia para la habilitación de la re-reelección de intendentes de localidades que no cuentan con carta orgánica propia y que deben regirse por el Código Electoral Provincial. Sabido es que la modificación del artículo 7 de la ley 9.571 pone un tope de hasta dos mandatos consecutivos para jefes locales, legisladores concejales y tribunos de cuentas.

La normativa sancionada en 2016 estipula que el período 2015-2019 es el primero a tener en cuenta para la re-reelección. 

El reclamo, que comenzó a tomar forma a fines del año pasado, tiene como dato político la transversalidad: afecta a jefes comunales de todos los sectores de la paleta ideológica disponible.

Schiaretti

Puerta “entornada”

El gobernador Juan Schiaretti decidió tomar el toro por las astas. En un almuerzo semi reservado con más de 30 integrantes del Foro de Intendentes de Hacemos por Córdoba, señaló que la “re-re” no está en la agenda del Panal. Por primera vez, el mandatario provincial plantó bandera al respecto, más allá de que se trató de la repetición de los conocidos argumentos brindados por el anterior Ministro de Gobierno, Facundo Torres Lima, y su sucesor, Julián López, ex intendente de la pequeña localidad de Melo, al sur provincial.

Pero detrás de la rotunda negativa, trascendió que el tema podría llegar a tratarse, siempre y cuando haya apoyo explícito del resto de las fuerzas políticas involucradas en la Unicameral.

De manera astuta, la pelota pasó a la oposición, donde el bloque de la Unión Cívica Radical (UCR) ya dio muestras de no querer acompañar la iniciativa. Todo pese al reclamo de los jefes comunales “boina blanca”.

julian lopez

Los números cantan

Los números muestran que en total hay 289 intendentes, el 67% del total provincial, que no pueden repetir mandatos en 2023: 141 de Hacemos por Córdoba, 73 de la UCR, 43 del Frente de Todos, 19 del PRO y 13 vecinalistas. Con trazo grueso, en estas localidades se concentra más de la mitad del padrón electoral. Sólo 21 están excluidos de la norma, entre ellos la Capital, puesto que cuentan con Carta Orgánica propia.

Con el asesoramiento del Defensor del Pueblo, Mario Decara, que en los últimos días ganó un inusitado protagonismo por el tema, el intendente de Tanti, Luis Azar (UCR), sancionó su propio Código Electoral para permitir la re-reelección amparándose en la autonomía municipal.

La oposición local anticipó que acudirá a la Justicia, mientras que desde el Panal se observa el tema con atención. “Si va uno, pueden ser varios”, advierten desde Casa de Gobierno. 

Martín Guzmán, intendente de La Para y referenciado en el bloque de jefes comunales que encabeza Martín Gill, sostuvo que la modificación del Código fue planteada de forma incorrecta e inconsulta. “Hubo un ninguneo. Se necesitaba de mayor consenso. Estoy en contra de la re-reelección para la Gobernación y la Presidencia. Pero en los pequeños municipios, la situación es distinta: en ese caso estoy a favor”, sostuvo en diálogo con Radio Nacional Córdoba.

El argumento de los jefes comunales pasa por remarcar que el mandato 2019-2023 estuvo atravesado por la pandemia. “En localidades más chicas, la situación es distinta. La gestión se hace día a día y los recursos son escasos”, sostienen desde el sector.

¿Bloque municipalista?

Sin embargo, la propia transversalidad de la cuestión obliga a los jefes comunales damnificados a explorar alternativas paralelas a los canales esperados. Mientras continúan con el trabajo de orfebrería en la Unicameral, con cabildeos que buscan convencer a los legisladores, analizan redoblar la vía judicial. Desde el Panal descuentan un gol a su favor.

La variante pasa por canalizar la bronca “anti re-re” a través de la posibilidad de adelantar las elecciones. En esa línea de acción se inscribe lo presentado por el intendente de San Pedro, Sergio Soria (HPC). Con dos mandatos consecutivos, el jefe comunal convocó a elecciones para el 11 de diciembre de este año, amparado en la autonomía municipal.

El link con el affaire Tanti es obvio: si entra uno, pueden entrar varios.

Sin embargo, ante la consulta de La Nueva Mañana, un grupo de intendentes del departamento Río Cuarto fue más allá y ensayó una especie de “cisma” tras una reunión reservada que se llevó a cabo esta semana. “La semana que viene vamos a presentar una nota con otros colegas para exponer la situación por la que atravesamos”, sostuvo un asistente a la reunión no sin antes anticipar que “si estos caminos no funcionan, no descartamos la conformación de un nuevo frente pluripartidario”. ¿Bloque municipalista en ciernes?

“Nos juntaremos los intendentes de distintas extracciones políticas de la zona, bajo un sello, para buscar un espacio en la Unicameral con legisladores que respondan a nuestras inquietudes”, insistió la fuente.
Ya sea por vía judicial, consenso político o estrategia electoral, lo cierto es que estas idas y vueltas, muy lejanas a las preocupaciones diarias de la ciudadanía, suponen un ingrediente más a la carrera por la sucesión de Schiaretti. Algo que Martín Llaryora, cuyo lanzamiento se demora con mucho cuidado, debe tener en cuenta sobre todo a la hora de buscar apoyos que le permitan ingresar a Hacemos por Córdoba a la “segunda época”.


LLaryora 2023

Más allá de la postura acerca de la re-reelección, la otra definición fuerte que dejó Schiaretti fue el pedido para que todos los intendentes se pongan la camiseta “Llaryora 2023”. Con no tanta sorpresa, porque es algo que se estaba esperando desde hace varios meses, el mandatario provincial señaló que el intendente de Córdoba será el elegido dentro del Hacemos por Córdoba para disputar la gobernación. 

La definición se hará carne en los próximos días y tendrá un fuerte componente territorial, ya que serán los propios jefes comunales los que militen la postulación antes de que el anuncio se haga oficial. “No pidió que acompañemos”, explicó un asistente al encuentro, que aseveró que en los próximos días será el propio “Gringo” el que se ponga la campaña al hombro, con recorridas por el interior junto al sanfrancisqueño. 

Si bien se trataba de una jugada esperada, la novedad pasa por el nombre propio que se esperaba para entrar en la carrera proselitista. Para Juntos por el Cambio también significa la reafirmación de una certeza: ahora el rival tiene nombre. Aunque los competidores internos todavía son dos.

  

 

La Nueva Mañana - Edición Impresa 280

Seguí el desarrollo de esta noticia y otras más 
en la edición impresa de La Nueva Mañana
 
Todos los viernes en tu kiosco ]


Te puede interesar