Avanza el debate por una ley nacional de “alcohol cero” al volante

Ed Impresa 12/08/2022 Por Nicolás Fassi
Con unanimidad de voces a favor, la Comisión de Transporte de la Cámara de Diputados inició la discusión por una ley de “alcohol cero” para todo el territorio nacional.
Ed 271 © Pito Campos
(Ilustración: Daniel "Pito" Campos)

chapa_ed_impresa_01   

Especial para La Nueva Mañana

EN EL CONGRESO

Con casi ocho meses de demora, la Comisión de Transporte de la Cámara de Diputados comenzó esta semana el debate sobre una Ley de Alcohol Cero. En la actualidad, la ley 24.449 establece una tolerancia de hasta 500 miligramos (0,5) de alcohol por litro de sangre para cualquier tipo de vehículos; para motocicletas o ciclomotores hasta 200 miligramos (0,2); y para transporte de pasajeros de menores y de carga, alcohol cero.

En ese marco, uno de los proyectos que se debatirá, impulsado por el diputado Ramiro Gutiérrez (Frente de Todos), establece la prohibición a los conductores de todo tipo de vehículos para circular con cualquier concentración de alcohol en sangre. Si bien la normativa cuenta con el apoyo de todos los legisladores, también asoman algunas voces en contra, particularmente del sector vitivinícola y gastronómico, que anticipan una reducción en las ventas. Desde otro lugar, especialistas en seguridad vial remarcan que la incidencia de la graduación de hasta 0,4 mg es “mínima” en torno a los accidentes de tránsito.

“Posibilidad histórica de salvar vidas”

Para el director ejecutivo de la Agencia Nacional de Seguridad Vial (ANSV), Pablo Martínez Carignano, quien estuvo en el debate en comisión, se está ante “la posibilidad histórica de salvar las vidas de miles de jóvenes”. Acompañado por Viviam Perrone, fundadora del colectivo Madres del Dolor, el funcionario nacional señaló que “a partir de la experiencia de muchas provincias y ciudades, los resultados son inequívocos”. “El alcohol fuera de un vehículo puede provocar buenos momentos. Nadie está en contra del alcohol. Ahora, el alcohol arriba de una moto o de un auto, lo que provoca es la muerte. Tengámoslo claro”, explicó tras remarcar que “está presente en al menos uno de cada cuatro siniestros viales que terminan con personas muertas y los principales afectados son los jóvenes”.

Pablo Martinez Carignano

Además, sostuvo que “hay muchos mitos” respecto de la ausencia de efectos en el organismo ante el consumo mínimo de alcohol. “La propia Organización Mundial de la Salud (OMS) señala que con la primera copa de alcohol empieza la afectación a la capacidad. Aunque haya alcohol en cantidades mínimas, el riesgo de provocar un siniestro vial es 3 veces mayor que el de un conductor sobrio”, argumentó. “Estas probabilidades se multiplican por 10 y hasta por 30 veces cuando el alcohol consumido varía entre los 0,5 g/l y 1,2 g/l”, puntualizó frente a los legisladores. En ese marco, explicó que Brasil, Paraguay y Uruguay tienen “alcohol 0” y esto trajo aparejado una reducción sustancial en la siniestralidad vial asociada al alcohol. “Ninguno de estos países dio cuenta de una reducción en el consumo o producción de alcohol”, finalizó.

“No estamos hablando de una ley seca”

Viviam Perrone, integrante del colectivo Madres del Dolor, es una de las referentes en la lucha por la responsabilidad vial. Su hijo Kevin Sedano, de 14 años, fue atropellado en la madrugada del 1 de mayo de 2002 por Eduardo Alexis Sukiassian en avenida del Libertador, en Ciudad Autónoma de Buenos Aires. A causa de las heridas, el adolescente murió el 8 de mayo.

Perrone luchó durante más de una década para que la ley considere como agravante el abandono de persona tras un episodio de estas características, más allá de que la víctima esté acompañada por un determinado número de personas. En otras palabras, antes de la muerte de Kevin, si el conductor que se dio a la fuga tras atropellar a alguien no tenía efectos penales en la causa.

En diálogo con La Nueva Mañana, Viviam se mostró conforme por el hecho de que Diputados accediera a tratar la ley, aunque criticó las demoras burocráticas en la conformación de los organismos encargados de tratar el proyecto.

Viviam Perrone 2

El crimen de Circunvalación: 9 años de prisión para el conductor alcoholizado

“No entendíamos por qué se demoró tanto en nombrar a los presidentes de la Comisión de Transporte y Penal, siendo que los diputados están desde diciembre del año pasado. Fueron muchas vidas y tiempo el que se perdió hasta los primeros días de este mes”, señaló Perrone, que de todas maneras ponderó el inicio del tratamiento.
No obstante, sostuvo que la lucha está lejos de terminar. “Todo es un paso a paso. Ahora se está hablando de Alcohol cero. Después será el turno de las penas. Primero hay que estar de acuerdo en la modificación de la ley”. “Ya llegará el tiempo de debatir la cuestión penal”, sostuvo al ser consultada sobre si el caso del Crimen de Circunvalación, donde murieron Sol Viñolo y Agustín Burgos y Fernanda Guardia quedó herida de gravedad tras ser atropelladas por Alan Amoedo en 2021. 

Cabe recordar que en mayo de este año, el conductor del vehículo, que estaba alcoholizado y bajo los efectos de sustancias, fue condenado a 9 años de prisión por doble homicidio y lesiones graves con dolo eventual. Se trató de un fallo histórico, ya que quedó demostrado que Amoedo era consciente del daño que podía provocar. 

Tragedia circunvalacion

“Cada uno de nosotros tenemos que ser responsables, exista o no una ley”

“La ley no va a servir de nada si no hay educación. Cada uno de nosotros tenemos que ser responsables, exista o no. Podemos convertir el auto en un arma, lastimarnos a nosotros mismos, a los miembros de nuestra familia o a otras personas. Tenemos que ser conductores responsables. Y después, si hay una ley que pone esos límites, mejor”, sostuvo.

En relación a las críticas de la industria vitivinícola, aseveró que “no estamos hablando de una ley seca. Estamos diciendo que sólo la persona que va a conducir no tiene que beber alcohol. Y si todos lo quieren hacer, hay que organizarse antes”.  “Lo mismo se decía cuando se prohibió fumar dentro de los restaurantes. La gente se adaptó de manera inmediata. Incluso los locales también habilitaron lugares para fumadores. Estamos seguros que va a pasar lo mismo”, finalizó.


Qué pasa en Córdoba

La Ley 10.181 “Programa Alcoholemia Cero” convirtió a Córdoba en el primer lugar del país en legislar el “cero absoluto” en materia de alcoholemia. La medida fue aprobada por la Legislatura provincial el 18 de diciembre de 2013, y es aplicada sólo en las rutas de jurisdicción provincial sobre las que tiene competencia la Policía Caminera, posibilitando a cada municipio adherir a la misma. Córdoba Capital no adhirió a esta normativa, y el límite estipulado por la ordenanza vigente es de 0,4 mg. 


Europa, con diferentes estándares

En el resto del mundo, el límite establecido es variable, dependiendo los países. En la Unión Europea, se sanciona una tasa de alcohol en sangre superior a 0,5 mg. Sin embargo, en el Reino Unido, la cifra se eleva hasta el 0,8 para todos sus conductores, mientras que en Bulgaria, Eslovaquia, Hungría y República Checa, la tolerancia es cero. En un punto intermedio están Polonia, Suecia, Finlandia y Estonia, donde el límite es hasta el 0,2 mg. 

 

La Nueva Mañana - Edición Impresa 27

Seguí el desarrollo de esta noticia y otras más 
en la edición impresa de La Nueva Mañana
 
Todos los viernes en tu kiosco ]


Te puede interesar