Con la reconversión del ex Zoo va tomando forma el Parque de la Biodiversidad

Comenzó la obra de readecuación del ingreso que lo vinculará con el Parque Sarmiento a través de un corredor ambiental. Avanzan el santuario de osos y el consultorio veterinario.
Parque de la biodiversidad00002
Se pensó en el parque como un lugar donde los animales que deban quedarse y no puedan ser trasladados, tengan el mejor ambiente posible según los estándares internacionales.

chapa_ed_impresa_01  

 

El pasado lunes se iniciaron las obras de readecuación del ingreso del ex Zoo en el marco del proyecto del Parque de Biodiversidad que lo vinculará con el Parque Sarmiento. Es por esto que fue cerrada la calle Rondeau, entre Poeta Lugones y Sabattini, para convertirla en un corredor ambiental con especies nativas y arbóreas.
Esta tarea se enmarca en el plan de readecuación de dicho espacio para mejorar la calidad de vida de los ejemplares que residen en el ex Zoológico, a la vez que se avanza en la restauración de la infraestructura existente para los animales que continuarán en cautiverio y no podrán ser trasladados por diferentes razones, confirmó el titular del ente BioCórdoba, Enzo Cravero, en diálogo con La Nueva Mañana.

“Cuando llegamos al municipio había un privado a cargo de la concesión del Zoo de Córdoba que le pagaba a la Municipalidad un canon muy bajo, en ese momento era de 1.000 pesos mensuales. La mirada que se tenía era la de obtener el mayor lucro con la menor inversión. Eso generó un proceso de deterioro general del espacio conformado por unas 17,5 hectáreas, que empezó a afectar la salud y el bienestar de los animales que allí residen. A partir de la pandemia, ese proceso se profundizó porque el parque debió cerrar, lo cual hizo que prácticamente no hubiera ingresos para el privado: las escasas inversiones se detuvieron y se interrumpió entonces el pago a los proveedores, especialmente de comida”, relató Cravero. 

“Fue en medio de ese proceso que el intendente Martín Llaryora tomó la decisión de recuperar ese espacio y transformarlo en el Parque de la Biodiversidad.  A esos efectos, y mediante una ordenanza, el Concejo Deliberante creó el Ente BioCórdoba, cuya principal tarea es administrar un espacio donde se alojan 1.100 seres vivos con distintos tipos de necesidades”, continuó.

Parque de la biodiversidad00001

A partir de allí, el proyecto original ideó incorporar como un mismo ecosistema al Parque Sarmiento tal como había sido proyectado por Carlos Thays y posteriormente por José Scherer y Juan Puig, que generaron la infraestructura de lo que se conocía como el Zoo de Córdoba.

“Fue pensado como una unidad, un paseo integral. Luego con el tiempo fue teniendo diversos cambios que lo disociaron”, comentó el titular del ente, que tiene bajo su cargo el Parque de la Biodiversidad, el Parque Sarmiento, la Reserva Natural San Martín y el Centro de Sanidad Animal y Centro de Control de Reproducción de Mascotas, que fue trasladado al mismo predio.

El plan de traslados y la búsqueda del bienestar animal

A partir de la aprobación del ente, comenzó en diciembre del 2020 un proceso cuyo primer paso fue priorizar el bienestar animal. “Generamos un cuerpo de veterinarios con un médico de cabecera para cada uno de los seres vivos que existían en el parque, atendiendo sus respectivas necesidades y estableciéndoles un plan nutricional y de chequeos médicos”. 

“Si bien algunos animales ya  fueron trasladados y otros lo serán a futuro, al haberse convertido el predio en un centro de rescate, se reciben todo el tiempo animales que son víctimas del tráfico ilegal o el mascotismo. Lo cierto es que en el primer año de existencia, logramos uno de los principales objetivos, que fue bajar la tasa de mortalidad en un 50%. El porcentaje es aproximado teniendo en cuenta que el número anterior que habían otorgado al concesionario era ´difuso´”, explicó Cravero.

“Además, generamos un proceso de vinculación científica con todas las universidades, lo cual hizo que las facultades de Veterinaria, Biología y Arquitectura tuvieran prácticas profesionales en el parque. Al mismo tiempo, se empezaron a hacer obras urgentes y a planificar las de mayor infraestructura. Pensamos en el parque como un lugar donde los animales que deban quedarse y no puedan ser trasladados, tengan el mejor ambiente  posible según los estándares internacionales”, explicó. 

Parque de la biodiversidad00004

Más que una historia clínica: una hoja de vida

Entre las obras que se realizarán en el sector, está prevista la instalación de distintos tótems que explicarán los procesos de conservación y de vínculo con la naturaleza. También, se inició la obra del santuario de osos ubicado al pie de la “Barranca de las Loras”. Se trata de un lugar de 2.800m² que constituye una de las últimas barrancas naturales existentes en la ciudad. Según señaló el titular del Ente BioCórdoba, el recinto duplica en cantidad, los metros cuadrados fijados por los estándares internacionales para animales de gran porte, que es de un mínimo de 400m2.

“También comenzó la construcción de un consultorio veterinario en el centro del Parque de la Biodiversidad resaltando la figura de los rescates. A partir del mismo, que contará con tecnología de punta, se buscará hacer medicina preventiva y atenciones de emergencia y urgencias con aquellos animales que vienen producto de tráfico ilegal o mascotismo y que deben intervenirse rápidamente para después intentar rehabilitarlos y reinsertarlos en la vida silvestre”, precisó.

En total, la inversión prevista superar los 1.000 millones de pesos y se centra en una infraestructura que tenga el espacio adecuado a los animales que no puedan trasladarse, para aumentar su calidad de vida el resto de su ciclo biológico en el parque. 

“Estamos convencidos de que esta es una acción ambiental para que aquellos cordobeses y cordobesas y los visitantes de la ciudad descubran un lugar que todavía tiene flora autóctona, que preserva las barrancas naturales de la ciudad y donde se cuenten cada una de las historias vinculadas a cada uno de los animales que permanecerán en este parque, con los relatos de los trabajadores que absorbió el ente y venían trabajando con los concesionarios y a través de la documentación que pudimos encontrar. Logramos así reconstruir más que una historia clínica, una hoja de vida de cada uno de los animales”, describió Cravero. 

Parque de la biodiversidad00003

El objetivo de trabajar en esas historias es explicar por qué subsistirá el cautiverio para varios de esos animales. “Hay cautiverios que se aplican porque son especies que en la vida silvestre están extintas o en peligro de extinción. Lugares como estos sirven para que el mundo científico pueda acompañar una reproducción e intentar una repoblación. En esos casos, el cautiverio responde al proyecto de conservación de especies. En otros, a una historia de vida del animal que nació en cautiverio, y cuya reinserción en la vida silvestre se torna compleja”, indicó. 

Aun así, adelantó que ya se iniciaron una serie de traslados de animales a otros lugares y durante el año va a haber siete etapas de traslados más. “En cada traslado se piensa, acuerda y estudia el lugar de destino. Aproximadamente se va a trasladar 300 animales durante el año. Además, estamos trabajando con Policía Ambiental para algunas liberaciones, sobre todo de aves, donde el proceso de rehabilitación es más simple”, precisó. 

De todas formas, el número de animales que quedarán en el Parque de la Biodiversidad es incierta y variable, porque dependerá de aquellos que ingresen rescatados y trasladados  por la Secretaría de Ambiente de la Provincia.

Por último, Cravero recordó que este parque está pensado para que a futuro sea de acceso libre y gratuito, aunque  con un ingreso controlado por las condiciones y topografía del lugar, a fin de cuidar y proteger las especies que allí continuarán habitando.

 

 

LNM - Edición Impresa

Seguí el desarrollo de esta noticia y otras más 
en la edición impresa de La Nueva Mañana
 
Todos los viernes en tu kiosco ]


Te puede interesar