Covid-19: la presencia de Delta no es robusta pero “está trazando un camino”

Córdoba 25/08/2021 Por Miriam Campos
Hasta el momento solo tres localidades del país han detectado situaciones de Delta sin nexo epidemiológico pero se espera que haya una progresión de la variante en la curva de contagios.
Testeos coronavirus @MuniCba
Argentina suma un total de 202 contagiados con Delta, la mayoría con rastro epidemiológico. Foto archivo: @MuniCba

Este martes se reportó un caso con variante Delta en Buenos Aires, sin nexo epidemiológico determinado, y la situación volvió a activar las alarmas. En esa marco, y recién llegada de Rusia, la ministra de Salud Carla Vizzotti indicó que "estamos cerquita de la circulación comunitaria". 

Hasta el momento el país ya suma 202 contagios de coronavirus, la mayoría con nexo epidemiológico determinado, como en el caso del brote en Córdoba capital ocurrido en julio pasado, tras el arribo de un viajero que finalmente falleció esta semana y también otra paciente contagiada con Delta.

Si bien el caso generó más de 800 aislados, dos escuelas cerradas y testeos masivos, el Ministerio de Salud de la Provincia logró contener el brote. Y en el caso de la localidad de Dean Funes, hasta el momento se reportaron 12 casos confirmados con Delta que están relacionados a la detección original de una médica del Hospital Romagosa de esa ciudad, que dio positivo y al ser analizada su muestra se identificó la variante. Allí también se realizaron testeos al azar y por el momento la situación está contenida.

Este martes, el ministerio de Salud confirmó otro caso de Delta. Se trata de un viajero que llegó desde Estados Unidos y estaba en aislamiento. Contabilizando dicho caso, hasta la fecha se ha detectado en Córdoba un total de 61 contagios de Covid-19 correspondientes a esta variante. En ese marco, desde la Provincia destacaron que no se registraron nuevas internaciones vinculadas.

"Hasta el momento, en el país, los casos sin nexo epidemiológico por viajeros o contacto estrecho con personas con antecedentes de viaje o que continúan en investigación, corresponden a siete de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, uno de la provincia de Buenos Aires -que se comunicó este martes-. Y luego está el brote que se generó en la localidad de Dean Funes, con 12 personas con Delta (y un caso que está en estudio) relacionados a la detección original de la médica", indica a este medio el virólogo Humberto Debat, que además es investigador del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria en Córdoba (INTA) y miembro del consorcio PAIS de genómica de SARS-CoV-2 en Argentina.

El virólogo explica que si se desglosan estas detecciones con nexo epidemiológico con viajeros, las mismas siguen siendo esporádicas, no son sostenibles en el tiempo y no se están expandiendo geográficamente: "Hasta la fecha hablamos de tres localidades del país donde se han detectado situaciones sin nexo epidemiológico, significa que hasta ahora la circulación de Delta no es robusta", dice Debat y agrega: "Pero por supuesto que está trazando un camino".

Respecto a la situación de la variante Delta en el país, el especialista indica que este recorrido es el típico que se suele ver: “Primero algunas detecciones esporádicas, después habrá aumento de la frecuencia de estas detecciones y se sostienen en el tiempo, se extienden geográficamente y se llega una suerte de umbral de casos”.

Debat también indica que en general al llegar entre el 1 y 5% de los casos, es decir cuando 1 de cada 100 casos corresponden a esta variante, es cuando la curva de progresión o reemplazo de Delta respecto a otras versiones del virus, es muchísimo más previsible: “De acuerdo a lo que hemos visto principalmente en Inglaterra, es una ventana de tiempo entre unas tres o cuatro semanas, se llega a porcentajes del 50% de la frecuencia, es decir, la predominancia de esta variante, y entre seis y ocho semanas, se puede llegar al 90% de los casos de contagios con esta variante”.

“Cuando la variante sigue este recorrido, termina dominando de forma muy importante”, agrega el especialista y destaca por ello, la prioridad en el avance del plan de vacunación para tener protegida sobre todo todo a la población más vulnerable. 

El avance de Delta

En Latinoamérica se ha producido una coyuntura distinta en términos de variantes, respecto a lo sucedido en otras regiones. La segunda ola en nuestro país, por ejemplo, estuvo impulsada principalmente por la variante Gamma (coloquialmente conocida también como Manaos) y en segundo lugar por la llamada Lambda ( nombrada también como ‘Andina’, que se detectó en Perú) y muy poco de Alfa (del Reino Unido). Situación diferente a Europa, por ejemplo, donde impactó mucho la variante Alfa.

En ese marco, “en el recorrido a nivel internacional, la variante Delta hizo un reemplazo casi en totalidad de virus circulantes pero acá, no teníamos indicios de qué pasaba con Delta frente a un panorama o paisaje de variantes distinto”, explica Debat y agrega que por eso, hace algunas semanas “fue muy mala noticia cuando se empezó a ver la circulación de Delta en Brasil, que tuvo un aumento de frecuencia de contagios muy alto”.

Al menos, en este momento en San Pablo, el 50% de las infecciones están siendo impulsadas por Delta de acuerdo a los estudios reportados y se está expandiendo por otros distritos del país. “Esto significa que incluso con un contexto de variantes distinto al nuestro, parece que Delta sigue teniendo una alta capacidad de reemplazo, al menos es lo que vimos en Brasil y por ello, es mucho más plausible que se de un recorrido similar en Argentina”, detalla el virólogo y añade que quizás la gran incógnica es cuándo se empezará a contar esas cuatro semanas desde que se llegue al umbral entre el 1 y el 5% de contagios reportados con Delta. “Por ahora la foto no es esa, en algún momento lo va a ser. A mediano plazo esperamos que suceda esto, no sabemos cuándo”.

En cuanto a los contagios, más allá del caso puntual de Córdoba que se ubica en las últimas semanas en el podio de áreas con más casos, a nivel federal la situación epidemiológica, por ahora es favorable, en el sentido que el país transita una situación donde hay una disminución de ocupación de camas críticas que es panorama análogo a la que se tuvo aproximadamente a inicios de diciembre de pasado.

Al mismo tiempo, el país se acerca a una temporada climática más favorable, que promueve muchos más encuentros en espacios abiertos y mejor ventilados. “Esto ayuda a proteger de contagios pero también tenemos un clima de aperturismo, en el contexto de año electoral, una población deseosa de avanzar en una etapa postpandemia”, indica Debat y agrega que los niveles de movilidad a nivel nacional “están practicamente como en época prepandemia”.

“Quizás la pregunta es, si vamos a seguir este ciclo como el año pasado, donde tuvimos un verano extremadamente tranquilo y luego vino una ola muy fuerte porque había una gran cantidad de circulación viral que nunca la disminuimos lo suficiente, y también, si vamos a esperar, como hicimos en las otras dos olas a que el sistema de salud esté por colapsar para empezar a tomar medidas restrictivas”, cierra.

Noticia relacionada: 

vIZZOTTI BY NAVizzotti sobre la variante Delta en el país: "Ya está cerca de ser comunitaria"

Te puede interesar