Crecen las huertas orgánicas en casas, escuelas y baldíos en Córdoba y el país

La cuarentena y la pandemia incrementaron notablemente el interés por armar huertas orgánicas. Pro Huerta reparte en todo el país; Fomentando Huertas Agroecológicas, en la provincia.
Huertas00002
En un año aumentó más de un 35% la demanda de semillas para el armado de huertas orgánicas. Foto: gentileza.

chapa_ed_impresa_01  

A un año de haberse decretado la cuarentena a raíz de la pandemia por el Covid-19, desde organismos gubernamentales y organizaciones sociales aseguran que es notable la demanda de semillas y el incremento de huertas orgánicas, tanto familiares como comunitarias, en Córdoba y en el país.

María Rosa Scala, directora nacional asistente de Transferencia y Extensión de INTA, y coordinadora del programa Pro Huerta, dependiente del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación y el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA), informó esta semana a La Nueva Mañana que la demanda de kits de semillas aumentó en el territorio nacional entre un 35% y un 40%.

Esto llevó a que durante la campaña otoño-invierno, la cantidad total de colecciones hortícolas adquiridas y repartidas a todo el país ascendió a 673.887 kits.

Este es un programa muy noble, que ya cumplió 30 años, y que está gestionado en conjunto por el Ministerio de Desarrollo Social de la Nación y el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA), y que promueve la seguridad y soberanía alimentaria a través del apoyo a la producción agroecológica y el acceso a productos saludables para una alimentación adecuada”, explicó Scala. 

Está dirigido a familias y organizaciones de productores y productoras en situación de vulnerabilidad social, para que puedan producir sus alimentos y generar la autoproducción de sus semillas, ayudando así a la economía familiar. Lo que busca el programa, en general, es el impulso de huertas y granjas agroecológicas (familiares, escolares y comunitarias/institucionales), la asistencia técnica y capacitación, educación alimentaria y ambiental, el fortalecimiento de proyectos productivos y de acceso al agua, y la comercialización a través de mercados de proximidad y ferias populares, cuando se dan excedentes de aquellos alimentos que logran cosechar”, agregó. 

“Respecto a las ferias, Córdoba tiene una experiencia hermosa en toda la provincia. Son espacios de encuentro y aprendizaje, de saberes y de modos de hacer donde los agricultores familiares pueden promover y vender sus productos que hacen a su economía familiar y, a la vez, son educativos, porque quien se lleva un alimento, también se lleva una propuesta para poder hacer su propia huerta y su propia producción de semillas”, subrayó.

Huertas00003

“Es de destacar que en la campaña otoño-invierno, la cantidad de colecciones hortícolas que repartimos en todo el país ascendió a 673.887, que están desagregadas de distintas maneras según la dimensión y cantidad de semillas que tiene cada bolsa o kit. De esta forma, se repartieron 304.890 colecciones típicas, 292.687 colecciones urbanas (con una cantidad menor de semillas y que sirven para huertas de patios o jardín), y 76.310 colecciones urbanito (para canteros, huertas verticales o en maceta). En tanto, la cantidad de bolsones de fraccionamiento mayor fue de  2.621”, precisó la ingeniera.

Scala comentó que todos los años se hace un relevamiento de la necesidad de semillas previo a repartir para la nueva temporada. “Este año notamos que el incremento de la demanda de semillas para huertas fue de entre un 35% y un 40% respecto a la temporada anterior”, aseveró. “Durante la pandemia durante el 2020, hubo momentos en que estuvo muy limitada la posibilidad de circulación de personas, y muchas personas que no eran parte de la población vulnerable, pero llevaban adelante oficios, trabajo informales, o las llamadas ´changas´, que se vieron afectados por esta situación. Fue por entonces en que notamos que se incrementó la cantidad de huertas y esto se tradujo también en un ahorro para la economía familiar”, manifestó. 

Huertas comunitarias y capacitación 

Soledad Gómez, coordinadora del Programa Fomentando Huertas Agroecológicas, que depende del Ministerio de Ambiente de la Provincia, confirmó también este incremento de la demanda de semillas en Córdoba.

Huertas00001

Hay como un boom de las huertas en especial desde el año pasado con la pandemia del Covid. Trabajamos en el programa desde hace más de 10 años con capacitaciones, el año pasado fuimos dando en forma virtual por plataformas. Actualmente tenemos instructivos en formato papel y digitalizados, en el que explicamos cuál es el paso a paso para iniciar la autoproducción y autoabastecimiento de alimentos saludables, libres de productos de síntesis químicas”, indicó Gómez.

Apostamos a la producción de estación. La idea es que las familias consuman aquellos alimentos propios de la estación. En forma mensual, nosotros brindamos cursos de capacitación con entrega de certificados de asistencia a quienes quieran iniciar o continuar con esta propuesta a escala comunitaria, familiar o educativa, porque también llegamos a docentes y a sus alumnos de distintas escuelas de la provincia”, aclaró.

Soledad Gómez enfatizó además que en los últimos años se viene notando un mayor interés en las huertas. “Creo que uno de los motivos es esta necesidad de reencontrarse con la tierra y de mejorar la alimentación; además de que la huerta es un espacio terapéutico y de encuentro con la familia”, dijo. 

En el marco del Programa Fomentando Huertas Agroecológicas, en el año 2020 se hizo entrega de 11.560 kits de semillas con 5 especies de estación para el desarrollo de huertas comunitarias y familiares, las cuales fueron entregadas en municipios y comunas de 13 departamentos de la provincia. En tanto, durante el 2021, la cantidad de kits fue de 14.000, siempre acompañados de cursos de capacitación. “El año pasado, al estar cerradas no pudimos trabajar con las escuelas, pero este año sí y tenemos mucha demanda con esta modalidad de burbujas con las que se dictan clases. Para los docentes, trabajar la huerta es un proyecto transversal, que abarca todos los espacios curriculares”, afirmó Gómez.

Asimismo, adelantó que en estos días comenzarán a repartirse los nuevos kits para otoño-invierno con ocho especies que abarcan hortalizas, aromáticas, condimentarias y florales. “Esto es así, porque para una huerta agroecológica deben buscarse algunas técnicas para evitar que los insectos perjudiciales ingresen a nuestro espacio de producción, y por el otro lado, atraer a otros que son benéficos. Y una de esas técnicas de hacer esto es plantar aromáticas y florales”, explicó.

Huertas00005

Por otro lado, desde la provincia además se impulsa el sistema de compostaje para enriquecer esa tierra donde se siembran y cultivan los alimentos. “Tenemos un programa que se llama Compost en Córdoba”, cuyo objetivo no es solamente devolver al suelo los nutrientes que uno va sacando del sistema sino, además, reducir el residuo en origen”.

Los kits se entregan en la sede de avenida Richieri 2187. “En estos momentos entregamos semillas para huertas comunitarias, que son bolsas de mayor cantidad, porque las superficies son más grandes. Pero también distribuimos kits de herramientas, que permiten continuar con el trabajo comunitario, siempre con una asistencia técnica y acompañamiento”, indicó Gómez.

Por último, aseguró: “No hay excusas para no tener una huerta en casa. Y es por eso que cada vez más, encontrás a diario personas que tienen aunque más no sea en su casa alguna maceta con alguna hortaliza o alguna aromática”.


“La huerta no es algo solo terapéutico sino que además es sanador”

Juan Orco es parte de la organización “Jardineros Sin Fronteras”, y coincide en que en los últimos dos años la demanda por armar huertas orgánicas creció. “En plena pandemia, varias instituciones nos pidieron para recuperar espacios baldíos para hacer huertas y abastecer comedores. Hay una demanda enorme”, precisó.
“Jardineros Sin Fronteras” es una organización de jardineros independientes; egresados de la Escuela de Oficios de la UNC en jardinería. Orco es docente en este taller donde personas de distintas edades y experiencias, reconvierten su ejercicio cotidiano laboral con la jardinería. “Primero surgimos como una plataforma de interacción, oferta de trabajo/servicio y compra de insumos y productos y luego al poco tiempo surgió como organización”, relató.

Orco comenzó a dictar hace 15 años talleres de horticultura y jardinería y aseveró que este año vive un acontecimiento similar al que se dio en el 2001. 

Yo atribuyo este interés por las huertas, primero a que la gente está en su casa. Hay una aproximación al escenario del patio como un espacio de interacción. La gente invirtió mucho dinero al no pasar sus vacaciones fuera de su vivienda, para acondicionar sus patios o jardines. A nosotros nos sucedió de estar sobredemandados en el servicio de jardinería”, explicó.

“Nos encontramos con historias de vida que comienzan un vínculo con las huertas y lo viven como algo muy visceral y emocional”, indicó. 

Como ejemplo, relató que la Escuela Alan Turing en la Recta Martinoli instó a sus estudiantes el año pasado, cuando las escuelas estaban cerradas, a que se llevaran los plantines para cuidarlos. “Surgió una especie de guardería de plantas. En las historias de la vida que nos cuenta la gente está un poco este sentimiento. Se trata de algo que no solo es terapéutico para la persona sino que además es sanador del espacio donde vivimos. La huerta viene a cicatrizar cuestiones de la vida, en donde si podes interactuar para mejorar tu entorno. Esa interacción es muy fuerte”, manifestó. 

Nosotros como equipo estamos todo el tiempo siendo demandados para construir o asesorar en pequeñas huertas domiciliarias. Brindamos el servicio con una clara necesidad laboral y también realizamos trabajos solidarios en barrios, comedores y en baldíos que vamos recuperando”.

Para contactar con Jardineros Sin Fronteras pueden comunicarse al teléfono 351 6149677 o en sus cuentas de Facebook o Instagram.
 

LNM - Edición Impresa

Seguí el desarrollo de esta noticia y otras más 
en la edición impresa de La Nueva Mañana
 
Todos los viernes en tu kiosco ]


Te puede interesar