Científica de la Universidad Nacional de Río Cuarto premiada por su trabajo en nanociencias

Ed Impresa 22/07/2022 Por Marcos Villalobo
La doctora en Ciencias Químicas María Alejandra Molina fue anunciada como la ganadora del “Premio Estímulo 2022” que otorga la Fundación Bunge y Born. Lidera una investigación orientada a la nanotecnología para terapias avanzadas en biomedicina.
Molina Foto UNRC (1)
La Nanociencia es la disciplina que estudia los fenómenos y la manipulación de materiales a escala nanométrica -un nanómetro equivale a la millonésima parte de un milímetro-.

chapa_ed_impresa_01   

 

María Alejandra Molina es doctora en Ciencias Químicas y forma parte de la Facultad de Ciencias Exactas, siendo ayudante de primera con dedicación semiexclusiva en el Instituto de Investigaciones en Tecnologías Energéticas y Materiales Avanzados de la Universidad Nacional de Río Cuarto. Y desde el “Imperio del Sur” recibe galardones por sus investigaciones.

Desde el año 2016 lidera un equipo de trabajo en una línea de investigación orientada a la nanotecnología para terapias avanzadas en biomedicina y veterinaria. 

A propósito, contó: “Con mi grupo trabajamos en el desarrollo de nanogeles inteligentes como sistemas de liberación controlada de drogas (antibióticos, antígenos vacunales, etc). Principalmente serían dos líneas, combatir la resistencia antibiótica y desarrollar vehículos vacunales para porcinos”.

En las últimas horas la Fundación Bunge y Born dio a conocer a los ganadores de los Premios Científicos 2022, que este año eligió las nanociencias como disciplina para apoyar y Molina fue la ganadora del “Premio Estímulo 2022”. La entrega de los premios, reconocidos como los más relevantes en Argentina, se realizará en el Centro Cultural de la Ciencia en el mes de septiembre.

La investigadora nacida en Venado Tuerto, pero que vive en Río Cuarto desde el 2002, fue sorprendida con este reconocimiento, debido a que este premio no es por postulación, sino que es elegido por un comité seleccionador. 

A propósito, todos los años la Fundación Bunge y Born conforma un Comité de Selección y un Jurado, integrado por destacados científicos nacionales e internacionales, para definir los premiados de cada categoría. En esta oportunidad la presidencia del Jurado estuvo a cargo de Gustavo Rivas (Universidad Nacional de Córdoba) y su vicepresidenta fue Noemí Zaritzky (Universidad Nacional de La Plata). Los vocales fueron Marcelo Kogan (Universidad de Chile), César Barbero (Universidad Nacional de Río Cuarto) y Susana Córdoba de Torresi (Universidad de São Paulo). Mientras que el Comité de Selección tuvo como presidente a Alejandro Olivieri (Universidad Nacional de Rosario).

En el anuncio del galardón a Molina, el jurado destacó: “Se evidencia su capacidad de liderazgo desde muy joven, una excelente producción científica y un amplio reconocimiento de su trabajo, como lo demuestran los importantes premios otorgados por organismos nacionales e internacionales de reconocido prestigio, como el reconocimiento a mujeres en ciencia, otorgado por el MinCyT-Córdoba; Premio ‘International Rising Talents’ For women in science, Fundación L’Oréal-UNESCO; Beca L’Oréal-Conicet-Unesco ‘Por las mujeres en la ciencia’; Premio INNOVAR tanto en la edición 2011 como en la 2010”.

“La existencia de los premios en ciencia es un estímulo para seguir investigando y poniendo nuestras energías en hacer ciencia de calidad”, le dijo Molina a La Nueva Mañana y subrayó que se siente “muy honrada” por este último reconocimiento que la ubica como referente de las nanociencias en Argentina.

Maria Alejandra Molina
“A veces se hace bastante cuesta arriba hacer investigación en Argentina, pero todos los que nos dedicamos a esto lo hacemos con muchas ganas, mucho amor y mucha dedicación”.

Sus estudios

María Alejandra también es investigadora independiente del Conicet, y realizó su tesis doctoral sobre “Nanocompuestos basados en hidrogeles inteligentes y nanoobjetos”.

Siempre le gustó estudiar. Cuando iba a la secundaria le gustaban todas las materias. Y eso le generó dudas para definir qué carrera universitaria seguir. Tal es así que antes de tomar una decisión, se descargó todos los planes de estudio de la UNRC. Finalmente se inclinó por las Ciencias Químicas. Todo indica que fue una sabia elección, más allá de los premios, contribuye constantemente con el avance de la ciencia. En su currículum se puede contar que colaboró con 39 trabajos en revistas internacionales y más de 50 trabajos en congresos. Ha presentado también tres patentes de carácter nacional y una de carácter internacional.

“Me fui a vivir a Río Cuarto para estudiar la Licenciatura en Química en el 2002, hice Licenciatura y Doctorado y en el 2012 me fui a Alemania, donde estuve hasta el 2016 que retorné a Río Cuarto”, le cuenta a este cronista mientras hace una pausa de sus días de vacaciones. 

A propósito, en Alemania se perfeccionó en la Universidad Libre de Berlín, beneficiada por una beca de la Fundación Alexander von Humboldt. En ese tiempo investigó la utilización de nanogeles en terapias anticancerígenas.

Molina realizó un extenso trabajo de investigación sobre nanogeles inteligentes haciendo foco en sus aplicaciones biomédicas.

En ese marco, en el 2019 fue premiada con la beca internacional de L’Oréal-Unesco “Rising Talent, for women in science 2019”, donde fue reconocida por el “desarrollo de nanogeles multifuncionales para terapia combinada con acción bactericida y fototérmica”. Esto es, el uso de nanopartículas para la liberación de antibióticos a partir de un estímulo generado por radiación infrarroja, que apunta a dar batalla a una problemática que desvela a científicos y científicas en todo el mundo: la proliferación de bacterias resistentes a los antibióticos.

La científica que en Río Cuarto ya la han adoptado es una de las mentes brillantes de este tiempo; y en la UNRC se muestran orgullosos de tenerla en su plantel.

“Mis colegas se alegran conmigo. Siempre es bueno para el Departamento de Química, para la Facultad de Ciencias Exactas y para la UNRC que un miembro reciba un reconocimiento porque pone en foco la excelencia de la universidad”, cierra María Alejandra Molina, que ya tiene su cabeza enfocada en sus próximas investigaciones.

 

 

LNM - Edición Impresa 268

Seguí el desarrollo de esta noticia y otras más 
en la edición impresa de La Nueva Mañana
 
Todos los viernes en tu kiosco ]


Te puede interesar