“El antojo no es solo un capricho es deseo, anhelo, gusto”

Cultura 23/08/2019 Por
La muestra de ilustración “Antojolías, literatura para la infancia, territorio de diversidad” reúne obras de más de cuarenta ilustradores y tiene lugar en el Centro de Arte Contemporáneo Chateau.
Ver galería antojolias 6
1 / 3 - - Los ilustradores crean mundos a los que nos invitan a viajar en páginas donde todo es posible. Fotos: Barbi Couto

chapa_ed_impresa_01

Especial para La Nueva Mañana

Sería interesante pensar al libro como espacio sin límites,
donde entran y salen las voces de varios autores;
el escritor, autor del texto;
el ilustrador, autor de las ilustraciones;
el lector, autor de la lectura.
Lectores todos, indefectiblemente atrapados
en las redes de todos los lenguajes
que el libro necesita y legítima”.

Istvan Schritter (La otra lectura, Lugar Editorial, 2007)

Los libros ilustrados muchas veces son confundidos con libros para chicos, como si la ilustración fuera una particularidad específica de la infancia. Quizás algo de verdad hay, en tanto la mirada del mundo que tienen los ilustradores está cargada de posibilidades, porque de cada historia hay tantos mundos posibles como los que son capaces de imaginar. Ellos crean mundos a los que nos invitan a viajar en páginas donde todo es posible. La curiosidad y el juego, propios de la infancia, asoman atrevidos desde las más variadas técnicas y estéticas. Quizás de lo que se trata es de comprender que en tanto la mirada lectora se mantenga niña, esos libros nos interpelarán a grandes y chicos.

El viernes 16 de agosto, en el Centro de Arte Contemporáneo CAC Chateau, inauguró la muestra “Antojolías, literatura para la infancia, territorio de diversidad” con curaduría del CEDILIJ (Centro de Difusión e Investigación de Literatura Infantil y Juvenil). La muestra, que ocupa diez habitaciones del centro cultural, es una puerta abierta a curiosear, jugar, leer, dibujar, mirar, intervenir, y en el camino, conocer o re-conocer a los ilustradores de Córdoba. Y lo hace “desde lo local, tomando ‘lo cordobés’ como el cruce de caminos que este territorio siempre tuvo”, explica la organización, “una manera de involucrar tanto a los nacidos que están lejos, como a los adoptados que crean desde este paisaje. Una forma de recuperar y de bienvenir”.

Bajamos del 72 en Feriar mi compañero, mis dos hijas y yo, caminamos un trecho hasta el CAC en un mediodía muy frío de agosto. Nos acomodamos en el hall de entrada y sin terminar de decidir un plan, cada uno enfila a una habitación diferente.

Sigo a mi hija más chica, que entró a una habitación blanca, roja y azul, con pequeños redondeles y otras formas simples balanceándose tenuemente desde el techo. Ella entusiasmada señala los círculos mientras yo observo el juego de sus sombras en la pared. “Las formas son ideas, al combinarse pueden componer melodías, jardines, libros” se lee en la pared que presenta la habitación de Cecilia Afonso Esteves y uno de los últimos libros en los que ha trabajado “Un árbol crece y nadie le pregunta por qué” editado por Portaculturas.

antojolias 2

Cecilia es una de los invitados especiales, junto a Jorge Cuello, Rosa Mercedes González y Liliana Menéndez. Sigo a mi hija a la siguiente habitación y la encuentro leyendo, casi explorando, sílaba a sílaba un caligrama con forma de luna creciente. Su sonrisa de seis años brilla como una luna cuando se da vuelta para contarme lo que acaba de leer.

Completan la habitación ilustraciones donde se ven personajes y animales hechos con recortes de papel, con tinta, collage e incluso pajaritos mandarina hechos de semillas. Seguimos recorriendo y nos encontramos con mi otra hija y el papá armando una torre de cubos. Desde las paredes se cuentan fragmentos de historia. Con las voces de Laura Devetach, Gustavo Roldán hijo, Crist, entre otros textos, toma forma un homenaje a dos referentes de la ilustración cordobesa: Miguel “Cachoíto” De Lorenzi y Víctor Viano, ambos asociados creativamente a los inicios de la televisión cordobesa y las figuras de Laura Devetach y Canela.

Volvemos al hall de ingreso y enfilamos a otra puerta. Un Jorgito de Las Rosas en miniatura custodia la puerta de una habitación donde se puede pasar de la curiosidad a la risa o la emoción con solo mover la vista de una pared a la otra. Jorge Cuello desplegó parte de su trayectoria en el mundo editorial a lo ancho y alto de las cuatro paredes hasta llegar a sus proyectos actuales.

antojolias 4

Decenas de esculturas de soldaditos paraguayos mártires de la batalla de Acosta Ñú observan desde el centro de la sala. Al lado, la habitación de Rosa Mercedes González invita a encontrarnos dentro de un puñado de dibujos que tomó de sus bitácoras y plasmó en un espacio traslúcido pintado sobre nylon cristal.

antojolias 3

Siguiente habitación, más ilustraciones, otro caligrama y un pasillo de poemas listos para susurrar. Susurramos, por supuesto y visitamos las dos últimas habitaciones que completan el paseo. Una dedicada a María Elena Walsh y Atahualpa Yupanqui, con una abanico de historias y curiosidades que incluyen una obra original del mítico Pedro Vilar e incursiones de Yupanqui en el dibujo, ambas cosas presentadas al público por primera vez. La otra, una instalación donde posan todos los libros cuyas ilustraciones forman parte de la muestra. Es como si de pronto, las ilustraciones escapadas de los libros que llamaron nuestra atención desde las paredes, han vuelto a estar entre las páginas y nos permiten re-descubrirlas, con mirada renovada. Con mirada niña.

antojolias 5

Para no perderse

La muestra “ANTOJOLÍAS, Muestra de Ilustración. Literatura para la infancia, territorio de diversidad” puede visitarse en el CAC (Centro de Arte Contemporáneo) Chateau Carreras hasta el 6 de octubre, de martes a domingo desde las 12 y hasta las 19 horas.

La entrada para público adulto es de $50 y los niños que acompañan ingresan gratis. El día miércoles la entrada es gratuita para todo público. Para pedir turnos y planificar visitas de grupos pueden comunicarse en el correo [email protected] o por teléfono al +54 (0351) 4858876.

Desde la zona centro, el colectivo que llega al museo es la línea 72 y en el enlace adjunto pueden encontrar un googlemaps para no perderse.

Expositores: Lisandro Agost, Juan Pablo Bellini, Josefina Calvo, Fer Carmona, Guillermo Casas, Javier Ceballos Ceballos, Anna Cubeiro, Sol Deheza, Fede Duelli, El Esperpento (Mauricio Micheloud), Tomás Espina, Carlos Gait, Celeste Guerrero, Sissi Gutiez, Carlos Gómez, Nicolás Lepka, Paola López Escobar, Lucía Mansilla Prieto, Daniel Marin, Beba Oviedo, Luis Paredes, Julia Pesce, Pesk (Esteban Loeschbor), Gustavo Roldán, Luján Ramón, Belén Sonnet, Paola Zakimi e Iván Zigarán.

 

Edición Impresa

Seguí el desarrollo de esta noticia y otras más 
en la edición impresa de La Nueva Mañana
 
Todos los viernes en tu kiosco ]


Te puede interesar