Arquitectos cordobeses remodelarán la casa central del Banco Nación

Ganaron un concurso para modernizar la sede ubicada frente a la Plaza de Mayo. Los trabajos modernizarán la planta baja del edificio, que es Monumento Histórico Nacional.
arquitectos cordobeses remodelan el BNA by gentileza BNA
Los ganadores del concurso recibieron su premio. Foto: gentileza BNA

La propuesta presentada por un estudio de arquitectos de la ciudad de Córdoba fue la ganadora del "Concurso Nacional de Ideas Banco Nación", destinado a modernizar la Planta Baja de la histórica Casa Central de la entidad.

El Banco Nación convocó al "Concurso Nacional de Ideas" en mayo pasado, para realizar un cambio trascendental en la Casa Matriz de la entidad, ubicada en Plaza de Mayo, en la Ciudad de Buenos Aires, e iniciar un proceso de transformación de ese Monumento Histórico Nacional diseñado por el arquitecto Alejandro Bustillo.

El primer premio, por $1.200.000, correspondió a los arquitectos Adolfo Mondejar, Pablo Mondejar, Juan Balsa, Rosario Mondejar y Marcos Alonso, cuyo proyecto “rescata las condiciones del magnífico edificio del Banco respetando esencialmente el original, pero a su vez, revalorizando el carácter de la cúpula con la habilitación de público a su centralidad”, según el fallo del Jurado.

El segundo premio, por $ 500.000, fue para el proyecto de los arquitectos Mario Boscoboinik, Jorge Iribarne, Patricia Coprez y Pablo Vrecic, en tanto que el tercero, por $ 200.000, resultó adjudicado a la propuesta presentada por el arquitecto Jaime Grinberg y Adriana Dwek, ambos de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

La organización del concurso estuvo a cargo de la Sociedad Central de Arquitectos (SCA), en tanto otorgó un carácter nacional a través de la participación de la Federación Argentina de Entidades de Arquitectos (FADEA).

Luego de la entrega de premios, el presidente del Banco Nación, Eduardo Hecker, planteó lo “disruptivo” del concurso de ideas ya que “se abrió un interesante debate acerca de la mirada sobre un banco histórico y emblemático, y empezar a pensar en un edificio que conserve la tradición, pero más moderno. Cambiar el status quo y proponer una transformación”, más actual y acorde a los nuevos desafíos que se generaron en la Argentina y el mundo a raíz de la pandemia.

“Este edificio fue construido en la década del 40 del siglo pasado y no deja de ser un centro de atracción de miradas por expertos e inexpertos, por su arquitectura, por su impronta, por su historia. Y este Directorio quería perturbar, sacudir, mover. La pandemia fue un momento muy peculiar y cambiaron muchas cosas. No sabemos cómo va a ser la actividad bancaria de acá al futuro porque cambió mucho en muy poco tiempo. Y por eso queríamos tener esta discusión y este proyecto”, agregó.

 

 

 

Te puede interesar