Por la inflación, textiles afirman que las ventas seguirán cayendo

Desde la Cámara Industrial Argentina de la Indumentaria (Ciai) relevaron datos del Indec y la Came, que muestran un panorama poco alentador en el sector.
Industria textil
La industria textil es una de las más afectadas por la crisis. - Foto: gentileza.

La industria textil a nivel nacional es uno de los sectores con mayor nivel de recesión en los últimos años, lo que se combina con la caída en el poder adquisitivo y la inflación galopante, que en marzo llegó al 54,7% interanual.

De esta manera, la baja en el consumo se hace notar en el cierre de pymes y negocios del rubro. Según relevó Cámara Industrial Argentina de la Indumentaria (Ciai), con datos propios, del Indec y la Came.

A través de un informe mensual, señalaron que los precios de las prendas terminadas subieron 38,3%, unos 16,4 puntos porcentuales por debajo de la inflación general del mismo período. 

"La inflación es un dato clave pues determina el poder adquisitivo de los salarios, las jubilaciones, las pensiones y las asignaciones familiares. En la medida que los precios continúen ganándole la carrera a los ingresos de la población, no habrá recuperación del poder de compra y las ventas del sector difícilmente mejoren", afirmaron.

La caída de la producción nacional de ropa provocó la destrucción de empleos “en blanco” en el sector según información del Ministerio de Producción de la Nación. Los últimos datos disponibles indican que entre el tercer trimestre de 2018 e igual período de 2017 se destruyeron 3.536 puestos, lo que representa una caída de 8,2% en el personal del sector. Esta tendencia a la precarización laboral se fortaleció en el primer trimestre del año, dado que Ciai registra entre sus asociados una destrucción de aproximadamente 600 puestos de trabajo en empresas de confección.

La fuerte devaluación del 2018 afectó a las importaciones de ropa: en febrero de 2019 se importó 28,3% menos que en mismo mes del año anterior. Analizando en términos de cantidades, las importaciones cayeron 17,7%, según información del Indec. La diferencia se explica por una reducción de 12,9% de los precios promedio de la indumentaria importada en el período.

A su vez, la caída en el poder adquisitivo de la población condujo a menores ventas de ropa en comercios minoristas. Según la Cámara Argentina de la Mediana Empresa, las ventas de indumentaria cayeron 10,7% durante marzo. El resultado fue heterogéneo según el canal de venta: -13,8% en los comercios físicos y +8,6% en la modalidad online.

Te puede interesar

Boletín de noticias

Te puede interesar

data-matched-content-ui-type="image_card_sidebyside" data-matched-content-rows-num="4" data-matched-content-columns-num="1"