La Divina Comedia, un libro para descubrir y descubrirse

Cultura & Espectáculos 07/03/2018 Por
Miles de lectores disfrutan de la obra cumbre de Dante Alighieri bajo el hastag #Dante2018. Maru Ceballos, con gran presencia en la red Twitter, comparte todos los días sus ilustraciones que el clásico le inspira.

chapa_ed_impresa_01

Por: Barbi Couto - Especial para La Nueva Mañana

ENTREVISTA A MARU CEBALLOS

El primero de enero el ensayista argentino Pablo Maurette inició desde twitter una propuesta de lectura colectiva de la Divina Comedia bajo el hashtag #Dante2018. Desde entoces, miles de personas en todo el mundo están participando de la movida que durará 100 días, uno por cada canto de la obra. El epicentro del proyecto es la red social Twitter, pero también hay grupos de lectura en Facebook y cuentas en Instagram de ilustradores que van acompañando canto a canto con su trabajo desde la imagen. Así mismo, los lectores que están siguiendo con más entusiasmo la experiencia han decidido ponerle cuerpo al momento de lectura y organizan eventos presenciales los días que deben leerse los últimos cantos de cada sección. El 3 de febrero en diversas ciudades del país, incluida Córdoba, se organizaron reuniones para leer el último canto del Infierno, para el próximo 8 de marzo sucederá algo similar para la lectura del último canto del Purgatorio y el 10 de abril habrá eventos seguramente multitudinarios para leer el último canto del Paraíso y cerrar lo que se ha convertido casi sin querer en un evento masivo, colectivo, solidario y entusiasta de promoción de la lectura.

Maru Ceballos, autora/ilustradora de los libros “Los Idiotas” y “Muertos de Amor y de Miedo” es diseñadora gráfica y desde hace un par de años ha trabajado sobre la Divina Comedia ilustrándola. “Si bien lo había intentado hace mucho, no lo había leído antes”, confiesa Maru que arrancó con una edición en verso que después perdió, pero no fue hasta hace un par de años que retomó su lectura, esta vez con una edición en prosa. “Fue así que agarré el libro y empecé a leer. Pero no lo hice en función de ilustrarlo. En realidad me dieron ganas de ilustrarlo cuando lo empecé a leer. Me rompió tanto la cabeza el manejo de imágenes visuales que tiene el Dante que empecé a hacer esquemas, porque la obra es larga, compleja y muy simbólica. Cuando avancé en la lectura me di cuenta que ameritaba una ilustración más conciente y empecé de cero, prestando atención a los simbolismos”.

Dante00004
Maru navegó en Internet investigando, además de tener el Diccionario de Símbolos de Cirlot como material de cabecera a la hora de profundizar su trabajo. “Sin toda esa investigación hubiera sido imposible encarar la lectura porque no tengo el conocimiento ni vasto ni suficiente, sí algunos rezagos de semiología de la facultad y de“psicología de la percepción“ pero no mucho más que eso. La simbología del Dante y las metáforas abarcan muchas áreas del conocimiento: astronomía, filosofía, semiótica, psicología, así que el uso de estas herramientas llamémosle técnico-simbólicas me sirvieron más que nada para ayudarme a entender y lograr una bajada conceptual mucho más rica y acorde para cada uno de los cantos.

- ¿Cómo fue tu proceso de ilustración, en qué te basaste para decidir qué y cómo ilustrar en cada canto?
Mi planteo de las ilustraciones no es una representación literal del canto. Con cada ilustración busco hacer un resumen visual del canto y de su sensación filosófica. Por eso por ahí parecen surrealistas, porque tienen una mezcla de un montón de cosas, son una síntesis visual del canto completo. Además, algo que busqué desde la entrada misma es ubicar al lector en los ojos de Dante, que creo no han hecho otros ilustradores, porque siempre las ilustraciones los muestran a Dante, Virgilio, etcétera. En cambio en mi propuesta el lector se ubica automáticamente en los ojos de Dante para ver el concepto filosófico de lo que él quiere decir. Dante no aparece en ninguna de las ilustraciones, salvo un cameo en el canto 33 del Purgatorio. Por último hay toda una cuestión sistémica, el Infierno es super caótico y los personajes están sumergidos o están en huecos. En el Purgatorio, como es un monte, están sobre la tierra. Y en el Paraíso ellos están en el cosmos, los distintos cielos son los distintos planetas, entonces la simbología está puesta en la mitología de esos planetas.

- ¿Qué papel cumplen tus círculos destacados en color?
Elegí el círculo porque Dante todo lo divide en círculos, él llama círculos a los círculos del Infierno, a las cornisas del Purgatorio y en el Paraíso los cielos están en planetas que son esferas. Y esos círculos en cada una de las ilustraciones marcan los puntos álgidos desde lo simbólico que determinan el entendimiento del canto. En relación al color armé un esquema simbólico para toda la obra en general basado en la gama de frecuencias de colores luz. Imaginate el arco iris que empieza con el rojo abajo, y van subiendo los colores en gama hasta el violeta arriba. El uso del color está pautado con eso. Por eso usé las frecuencias más bajas, las rojas destinadas al Infierno. Las gamas medias, naranja y amarillas están destinadas al Purgatorio y las verdeazules que son los dos últimos colores previos al violeta en la gama, al Paraíso. En esta escala de valores, el violeta sería conceptualmente Dios, entonces sería pecaminoso simbólicamente usar el color de Dios para el Paraíso. Porque los que están en el Paraíso, están ahí pero no son Dios. La mezcla de los colores luz forman blanco, al revés de los colores tinta que forman negro. Por eso la selección de colores, porque el camino a través de la gama cromática, que sería el camino del Infierno hasta el Paraíso es encontrar la luz.

Dante00002
En cuanto empieza a detallar su trabajo Maru se apasiona. Este proyecto, al que ya le ha dedicado muchos meses, no concluye con la construcción de las ilustraciones. La proyección del libro, que será publicado por Ediciones de la Terraza durante 2018, está completa. “Mi propuesta es que al momento de agarrar el libro y meterse en la Divina Comedia simbolice algo más, que el lector sienta esa gran frase “Abandonad toda esperanza” apenas entrás al libro, de meterse en el Inframundo para llegar a encontrar la supuesta luz al final del Paraíso”, explica Maru. “Creo que, como diseñadora y comunicadora, estoy más orgullosa de la conceptualización del libro como pieza y objeto en sí mismo que de las ilustraciones, que solo son parte de ese camino”.

- Justo este año la obra ha tomado un estado público impresionante. ¿De qué manera vivís este fenómeno vos que ya venís trabajando en esta obra hace tiempo?
Se me pone la piel de gallina, no lo puedo creer. Quiero que todo el mundo se enamore del Dante y de su obra, porque es maravillosa, pero para que eso pase lo tienen que conocer, animarse a conocerlo. Estuve un año y medio laburando todo esto para hacer una bajada, para que mucha gente se enamore de esta obra y de repente desde el primero de enero hay miles de personas alrededor del mundo leyéndola fascinadas y cada vez son más. Incluso yo soy una más porque la estoy releyendo. Es como que me sentía como una ranita nadando en crema y de depente ahora me siento como una mojarrita en un río y acompañada de otras mojarritas entonces ¡es muy genial!. Lo que logró Pablo (Maurette) es muy inmenso. Lo vivo feliz, estoy aprendiendo todo el tiempo, hay datos nuevos, hay gente grosa aportando, estoy enriqueciendo las imágenes incluso, ni hablar con la lectura o con la profundidad con respecto al amor que le tengo al Dante y a su obra. Hace poco viajé a Florencia porque necesitaba caminar las calles que caminó él, estar en su casa, subir las escaleras que él subía. Es una obra que se escribió hace 700 años y todo sigue vigente, su ciudad sigue vigente, y su amor por Beatriz sigue vigente.
La Divina Comedia es una obra magnánima, hermosa, te llega, como silenciosa, y si entrás, se te instala en los huesos y después no se te va nunca más. Creo que en los siglos estos que pasaron la tiñeron, la llenaron de almidón y como que la metieron en una campana de cristal y de alguna manera siento que ciertos ámbitos más eruditos de alguna manera se la adueñaron, como una propiedad y eso hizo que gente como yo, por ejemplo, que no tiene tanta idea, por default la descartara. Entonces mi mensaje sería que hagan el intento. Si hacen el intento y la leen, sepan que es un camino de ida. De ahí no se vuelve porque te obliga a pensar, e inevitablemente a autorreferenciar absolutamente todo sobre el comportamiento del ser humano, de los demás para con vos, de vos para con los demás, de los demás para con el mundo, de todo el mundo para con todo el mundo. Es tan amplio que te obliga a meterte en lugares de tu cabeza y de tu personalidad y de tu carácter que capaz que de otra manera no te lo hubieras planteado. Incluso ahora la estoy leyendo y le sigo descubriendo cosas. Es una obra para descubrir y para descubrirse.

“Leemos la Divina Comedia en Córdoba”

En nuestra ciudad en febrero pasado hubo un grupo entusiasta que salió junto del Infierno, leyendo el último canto a los pies del Monumento al Dante en el Parque Sarmiento. Para el 8 de marzo ya están organizando una juntada en el Paseo del Buen Pastor desde las 20hs. Las noticias se comparten en un grupo de whatsapp y un evento en facebook llamado: “Leemos la Divina Comedia en Córdoba”.


“Caramelo de púas”, el libro que Maru Ceballos está a punto de publicar

Dante00006
Mientras la edición de la Divina Comedia ilustrada por Maru Ceballos está en proceso hay otro libro de la autora (en esta ocasión junto al escritor Rubén Risso) que ya está listo y en plena campaña de preventa para conseguir su financiamiento. Se llama “Caramelo de púas” y es un libro infantil para adultos. Conjuga inocencia y perversión de manera lúdica y apela a generar sensaciones antagónicas en el portador a través de la amalgama entre lo naif con tintes nostálgicos del texto y la inmoralidad expresada en trazos simples de la conceptualización de la imagen.
La metáfora se completa con la interacción entre el usuario y el objeto (libro). Se presenta como una pieza llamativa, tierna, amable e inofensiva que invita a querer ser “comida”. Una vez hojas adentro, se desata la aspereza conceptual resultante de la interpretación que resulta de asimilar lo que se está leyendo e involuntariamente, cerrar la idea en la cabeza a través de la unión texto-imagen. El libro será editado por Buen Gusto Ediciones y la preventa para conseguirlo a precio especial finalizará el 16 de marzo.
 

Edición Impresa

Seguí el desarrollo de esta noticia y otras más,
en la edición impresa de La Nueva Mañana
 
Todos los lunes en tu kiosco ]


Te puede interesar

Te puede interesar

data-matched-content-ui-type="image_card_sidebyside" data-matched-content-rows-num="4" data-matched-content-columns-num="1"