Crimen vial: piden que la Justicia rechace la apelación de Alan Amoedo

Familiares y amigos de las víctimas de crimen vial de Circunvalación entregaron un comunicado al Tribunal Superior de Justicia y pidieron una audiencia.
Crimen vial Circunvalación by LNM
"La conducción ilegal de un vehículo lo convierte potencialmente en un arma muy potente y peligrosa", señalaron. Foto archivo: LNM

Este miércoles, familiares y amigos de las víctimas de crimen vial de Circunvalación se concentraron en Tribunales I para reclamar a la Justicia, mediante la presentación de un escrito, que no se haga lugar al pedido de apelación que impulsó la defensa de Alan Amoedo, condenado a nueve años de prisión en mayo por el crimen vial ocurrido en 2021.

El hombre de 29 años fue sentenciado por homicidio simple con dolo eventual tras provocar el siniestro vial donde murieron Sol Viñolo y Agustín Burgos, y fue gravemente herida Fernanda Guardia.

Dicha calificación legal, que se logró cambiar durante el juicio, marcó un antes y un después respecto a las muertes en las rutas de Córdoba, ya que sentó precedente contra la usual calificación de "homicidio culposo" que se aplica en la mayoría de los siniestros viales, y que prevé condenas entre tres y seis años. En tales casos, los sentenciados a la mínima condena prevista pueden quedar en libertad. 

A 15 meses del crimen: pidieron una audiencia con la Justicia

Al cumplirse 15 meses del crimen vial, las familias de las víctimas volvieron a puntualizar que "la conducción ilegal de un vehículo lo convierte potencialmente en un arma muy potente y peligrosa".

A través de un comunicado al Tribunal Superior de Justicia, indicaron que los siniestros viales son la principal causa de muerte y discapacidad de la juventud y que en el tránsito vial las personas están rodeadas de personas con las que se debe interactuar.

"El exceso de velocidad, pasar semáforos en rojo, manejar en forma zigzagueante, adelantar por la banquina, usar el celular mientras se conduce o manejar alcoholizado son decisiones conscientes que ponen vidas en riesgo", indicaron este miércoles y reclamaron: "Cuidémonos, respetémonos", porque "manejar no es un acto individual, sino social y colectivo".

Además, dijeron que “los poderes del Estado tienen la obligación de velar por el bien común, por la protección de la sociedad, de su integridad física y sus bienes (…) Y frente a los crímenes viales es el momento para que el Poder Judicial recoja este reclamo con el cual la sociedad nos acompaña: actuar con la severidad acorde a las consecuencias provocadas”. 

En esa línea, exigieron de “manera urgente un cambio de parte del Poder Judicial”, al mismo tiempo que, pidieron una audiencia al Tribunal. 

El lunes 17 de mayo de 2021 Alan Amoedo tenía 2.07 de alcohol en sangre, presentaba metabolitos de cocaína en sangre y la pericia mecánica arrojó que circulaba por la banquina, como mínimo, a una velocidad de entre 81 y 83 kilómetros por hora.

Pese a ser advertido de lo que podía ocurrir, siguió conduciendo y terminó embistiendo a los tres jóvenes que habían sufrido un desperfecto mecánico, y estaban esperando la grúa sentados en el pasto, a pocos metros de la banquina. Agustín y Sol perdieron la vida en ese momento, en tanto que Fernanda Guardia logró sobrevivir pero quedó gravemente herida.

Crimen vial

En el país, la inseguridad vial es la principal causa de muerte en menores de 35 años y el alcohol está presente en uno de cada cuatro siniestros con fallecidos. Es por ello que especialistas piden cambiar el enfoque tanto desde lo penal como desde lo sanitario, porque estos hechos siegan entre 3.500 y 4.000 vidas por año.

Poco antes de matar, Amoedo se filmó conduciendo y bebiendo, colgó el video en su cuenta de Instagram y aceleró. Agustín, Sol y Fernanda no tuvieron tiempo de reacción. Testigos relataron que Amoedo salió ileso y se quedó mirando la escena como si fuera un espectador más. Nunca socorrió a las víctimas. 

Durante el juicio, Pablo Martínez Carignano, director de la Agencia Nacional de Seguridad Vial (ANSV), que participó como Amicus Curiae, planteó también la necesidad de discernir entre un accidente vial y un crimen vial. En ese momento, puntualizó que "Amoedo sabía que podía matar a alguien si bebía como bebió y conducía como condujo".

"Él era plenamente consciente de lo que podía hacer sobre la vida de alguien y así y todo no le importó, mostró desprecio absoluto por la vida de los otros” precisó al defender la calificación del "dolo eventual". 

La semana pasada, la Comisión de Transporte de la Cámara de Diputados retomó el debate de los proyectos que establecen "Alcohol Cero" al volante, que buscan prohibir en todo el país que las personas que hayan ingerido bebidas alcohólicas puedan conducir vehículos.

Noticia relacionada: 

Amoedo última audiencia Circunvalación by Miriam CamposSe conocieron los fundamentos del fallo contra Amoedo por el crimen vial

Te puede interesar