Imputaron a dos policías por la muerte de Pablo Rielo tras fiesta electrónica

El fiscal Marcelo Fenol los acusó por "incumplimiento de deberes de funcionario público". El joven falleció tras sufrir una intoxicación con éxtasis en Forja. Los efectivos se negaron a brindarle ayuda.
pablo rielo
Pablo Rielo, de 35 años, les pidió ayuda a los dos policías tras asistir a una fiesta en Forja. Los efectivos no llamaron a la ambulancia. - Foto: Facebook.

El fiscal Marcelo Fenol, a cargo de la investigación por la muerte de Pablo Riero (35), imputó a dos policías por "incumplimiento de sus deberes de funcionarios públicos", al negarse a ayudar al joven cuando estaba descompuesto.

Rielo, quien trabajaba como personal trainner y era oriundo de Rosario, falleció en el Hospital de Urgencias el 4 de diciembre pasado por una falla multisistémica que le causó el consumo de pastillas de éxtasis, tras asistir a una fiesta electrónica en el Complejo Forja, en la ciudad de Córdoba. Tras el deceso, su familia decidió donar sus órganos.

Respecto a la acusación contra los efectivos, Fenol explicó que el joven les pidió ayuda y que incluso intentó subirse al móvil policial pero que los policías corrieron el vehículo, a la vez que no llamaron al servicio de emergencia 107.

"La policía acude al lugar y da la novedad a la central de que una persona se encontraba intoxicada. Los naranjitas, y el mismo Pablo Rielo, les pide a los policías ser trasladado porque se sentía mal pero los policías se niegan. El joven intenta subirse a la caja del móvil policial, ellos corren la camioneta para que no pueda subir, se van a la guardia y simplemente dan la información que la persona estaba ebria y que no hacía falta llamar a la ambulancia", explicó este jueves el fiscal a Mitre Córdoba.

A la vez, Fenol destacó que los dos efectivos "nunca lo ayudaron" y que de esa manera incumplieron con el actual código de convivencia. "Esta es la parte más grave. Omitieron cumplir con la ley, con el código de convivencia, el cual señala que en caso de encontrarse una persona en estado alcoholizado o con intoxicación deben llamar al 107, y no lo hicieron". 

Productora con antecedentes

La fiesta electrónica tras la cual murió Pablo Rielo fue organizada por Buenas Noches Producciones (BNP), la misma que organizó el evento en el Orfeo en el que murió Tania Abrile en 2016.

Al momento de conocerse la muerte del joven, BNP sacó un comunicado defendiendo su labor durante la fiesta y en su Facebook sostuvo que en la fiesta hubo “65 policías, 60 guardias privados, 6 médicos, 6 enfermeros, 12 rescatistas, 3 ambulancias y más de 50 puestos de hidratación”. Los tres socios de BNP se encuentran imputados por presunto “homicidio culposo” por la muerte de Tania Abrile.

Te puede interesar