Andrés Balanta, jugador de Atlético Tucumán, falleció por una descompensación

El futbolista colombiano, de 22 años, asistía al segundo día de pretemporada con el plantel cuando se descompensó en una práctica.
Balanta by Télam
El mediocampista colombiano murió este martes durante un entrenamiento. Fotos: Télam, La Gaceta

El mediocampista colombiano Andrés Balanta falleció este martes a causa de una descompensación, mientras se entrenaba con sus compañeros de Atlético Tucumán, en el segundo día de la pretemporada.

El deceso de Balanta fue confirmado por el club tucumano en redes sociales: "Atlético Tucumán lamenta confirmar el fallecimiento del futbolista colombiano Andrés Balanta. Abrazamos y acompañamos con profundo respeto a sus familiares y amigos en este momento".

Balanta, quien tenía 22 años, "sufrió una descompensación durante la práctica de fútbol con el plantel, que en principio derivó en un paro cardíaco, y fue trasladado de forma urgente al hospital, pero no pudo ser reanimado", ratificó el diario local La Gaceta.

La Federación Colombiana de Fútbol (FCF) dio cuenta del fallecimiento de Balanta y dejó este mensaje en su cuenta oficial de Twiiter: "La Federación Colombiana de Fútbol lamenta el fallecimiento de Andrés Balanta, jugador de la selección en sus diferentes categorías. Enviamos nuestras condolencias a sus familiares, amigos y allegados. Q.E.P.D.".

El ex Deportivo Cali, de Colombia, se incorporó al "Decano" en el segundo semestre, solicitado por el entrenador Lucas Pusineri, quien lo dirigió en esa institución donde disputó un total de 7 partidos.

Carismático y muy querido por los hinchas

Balanta, que el 18 de enero hubiese cumplido 23 años, participó el lunes del primer día de pretemporada junto al resto de sus compañeros plantel del "Decano" y este martes se descompensó durante la práctica vespertina, por lo que debió ser trasladado de urgencia al hospital Centro de Salud Zenón Santillán.

El futbolista fue auxiliado de urgencia por los médicos del lugar que trataron de reanimarlo, pero a los pocos minutos se confirmó el fallecimiento.

Balanta había llegado a Atlético Tucumán en junio de este año por pedido del director técnico Lucas Pusineri, que lo conocía de su paso por Deportivo Cali, de Colombia.

Balanta 2

"Siempre tuvimos una relación profesional. Estoy muy agradecido con él, porque en mis inicios me dio una mano y obtuve continuidad", señaló el colombiano en ese momento, en declaraciones que reprodujo hoy el diario tucumano La Gaceta, junto con un amplio informe sobre este trágico suceso.

Balanta jugó en siete partidos del "Decano" que peleó la Liga Profesional de Fútbol (LP) hasta las últimas fechas y se preparaba para tener un mayor protagonismo en el próximo certamen de la Liga Profesional.

Tanto sus compañeros como el cuerpo técnico y dirigentes de Atlético Tucumán se agolparon en la guardia del hospital Centro de Salud con gestos de evidente desconsuelo por el desenlace de la situación, acongojados ante la noticia del fallecimiento de Balanta.

"Los detalles de lo ocurrido los dará en su momento el Ministerio Pública Fiscal (MPF), que intervino como cuando ocurren situaciones de esta índole, y el Ministerio de Salud Pública porque fue asistido en el Centro de Salud 'Zenón Santillán' que es el lugar más cercano al estadio donde se realizaba la práctica", informó el vicepresidente segundo Ignacio Golobisky.

El dirigente, que estuvo acompañado por sus pares Gabriel Alperovich (vice primero), Gonzalo Carrillo (vice tercero) y Mario Ávila en la conferencia de prensa realizada en el Monumental, manifestó su tristeza por lo ocurrido.

"Estamos destruidos, no hay otra palabra. Estuvimos todos en el hospital", indicó por su parte Alperovich.

El futbolista caleño era uno de los jugadores más queridos en el plantel por su carisma y su don de gente y eso se observó en el Centro de Salud donde se manifestaron los gestos de desconsuelo de todos sus compañeros.

Balanta había sufrido tres años atrás un problema similar por el que tuvo que ser hospitalizado, cuando jugaba en Deportivo Cali.

Según el sitio Futbolred.com en 2019, el oriundo del Valle de Cauca también se descompensó en medio de un entrenamiento y debió ser internado en el Centro Médico Imbanaco.

"Fue internado luego de sufrir un síncope (leve desmayo) al finalizar una práctica, pero la resonancia magnética y el electrocardiograma posteriores no mostraron nada anormal", señaló oportunamente ese medio.

Fuente: Télam

Te puede interesar