Cuenta regresiva: una final silenciosa en Moscú

Deportes 13/07/2018 Por
El domingo Francia y Croacia definen, en Luzhniki Stadium, la copa del mundo en Rusia 2018 pero en las calles no hay tanto color. No vinieron masivamente. Salvo en la peatonal Nikoslkaya, en el resto no hay furor. De todas maneras, en dos días habrá una fiesta mundial.
Mundial Rusia by Jelic
Los argentinos siguen dando letra en Rusia, con canciones y otros aspectos espontáneos manejando las hinchadas. - Fotos: Federico Jelic




Rusia-chapa

Por: Federico Jelic
ESPECIAL DESDE RUSIA

Parece un partido común y silvestre en la vidia cotidiana de Rusia el que se va a jugar el domingo en Luzhniki Stadium entre Francia y Croacia,definiendo nada menos que el título de campeón de la copa del mundo. Rusia 2018 ya tiene cuenta regresiva a la final sin embargo en Plaza Roja y alrededores hay mucha menos variedad de banderas y camisetas. Y de gritos también.

No los acompaña el furor latino ese que puso de pie a Moscú y les enseñó donde está Argentina. No hay clima de final ni pedidos de ticket en reventa como diciendo que quien no tiene boleto, quedó fuera de la fiesta. Derecho al fan fest.

MUndial Rusia by Jelic
Apenas 1550 franceses compraron oficialmente las entradas en FIFA y sus canales y se estiman 4 mil más que llegan desde el "mercado paralelo". En las calles hay mayoría croata pero no más de 6 mil u 8 mil estarán en cancha. Los precios elevados es el primer enemigo.

Distinta era la escenografía en Brasil 2014 donde los argentinos invadieron Copacabana y las playas de Río de Janeiro, con entrada o no, pero lo mismo gritando por los colores celestes y blancos.

Mundial Rusia by Jelic
Solo en la peatonal Nikolskaya, colindante a Plaza Roja, hay aroma y ambiente de cancha. Los ingleses no se ven apesadumbrados por la eliminación ya que no dejan de beber cerveza al canto de "no quiero volver a casa". Los acompañan argentinos, brasileños, croatas y franceses en su minoría en este último caso. Los argentinos siguen dando letra, con canciones y otros aspectos espontáneos manejando las hinchadas y buscando seducir a alguna señorita rusa.

Por cierto, un boleto básico en clase D en reventa sale a 4 mil dólares, muy lejos de la economía croata o argentina. Hay incluso más caros para las plateas y palco. De todas maneras el domingo hay una fiesta mundial. Rusia baja el telón de la copa del mundo y la gloria será para croatas o franceses, independientemente del calor en las tribunas.

Rusia-chapa-abajo



Te puede interesar