El Gobierno mostró su peor rostro por la ley “anti tarifazo”

País 04/06/2018 Por
El Ejecutivo no sólo vetó la ley, sino que ejerció un descomunal apriete a gobernadores y senadores hasta momentos antes de la votación. El próximo paso será el ajustazo que exigirá el FMI.
macri

chapa_ed_impresa_01

Por: Daniel Salazar - Especial La Nueva Mañana - Redacción Buenos Aires

Escena uno: “El presidente Mauricio Macri junto al ministro de Transporte Guillermo Dietrich compartió un viaje en colectivo con vecinos del municipio de Pilar y les explicó detalles del plan del Gobierno nacional para mejorar los principales corredores viales en el conurbano bonaerense”, había informado la Casa Rosada. Sin embargo, luego se supo por imágenes que circularon que la escena fue armada. Los vecinos eran extras y el colectivo no estaba en una parada ni en una terminal sino en un descampado, rodeado de autos de la custodia presidencial, advertían los medios de prensa.

Escena dos: La gobernadora de la Provincia de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, recorrió zonas inundadas de Pilar luego de un temporal, junto al intendente Nicolás Ducoté. Las fotos mostraban a “Mariu” Vidal enfundada en una campera inflable y con botas de lluvia caminando junto al jefe comunal en medio de un gran charco de agua. Sin embargo, se trataba de una calle de tierra con el charco pero que sobre las veredas no había agua. Lo más curioso:una vez que se fue la gobernadora, el intendente PRO fue acusado de simular un operativo en zonas inundadas. Ducoté fue filmado por un periodista de Pilar navegando arriba de un bote en el agua estancada a la vera de la ruta 8, como si se tratara de un desborde del río Luján.

Escena tres: Nada es natural en Mauricio Macri, la postura que adopta en público, la entonación de sus palabras y hasta la forma de vestirse es coacheado. La responsable de esta puesta es de la fonoaudióloga Micaela Méndez que trabaja para el PRO desde 2009, pero entró a la Rosada unos meses después de la asunción de Macri. La única imagen que lo corrobora fue filtrada por el portal digital La Política Online, en la que se ve a la fonoaudióloga practicar un discurso junto a Macri en un baño de Costa Salguero antes de que saliera al escenario del PRO en la noche de las elecciones legislativas de 2013. Por si esto fuera poco, este año en medio de la crisis económica el Gobierno contrató a la coach internacional Isabelle Anderson experta en explotar “discursos potentes” para mejorar los mensajes del Presidente.

Mauricio Macri dio un mensaje por televisión junto al ministro de Producción, Francisco Cabrera, donde les pidió a los senadores que “no se dejen conducir por las locuras que impulsa Cristina Kirchner. Confío en que van a actuar de manera racional”

Escena cuatro: La falta de autenticidad de los integrantes del Gobierno quedó en evidencia también cuando se conoció un video que muestra al titular del Banco Central, Federico Sturzenegger, contando con una honestidad brutal, en un fluido inglés”, los insólitos consejos que Durán Barba le dio antes de asistir a un debate en el Congreso cuando fue candidato a diputado en 2014, pero que seguramente aplican ahora que son gobierno. Sturzenegger cuenta que” el primer consejo fue: No propongas nada”. Pero más notable aún es la segunda propuesta. “No expliques nada”. Y más recientemente el ministro de Finanzas, Luis Caputo, fue sometido a un training por la Dirección Nacional de Discurso, una especie de simulacro de preguntas y respuestas antes de presentarse a explicar en el Senado el ocultamiento de sus cuentas off shore ante el fisco.
Todo forma parte de una ficción que el analista Eduardo Fidanza se encargó de criticar: “Cambiemos necesita carisma, no marketing. Épica, no eslóganes. Líderes públicos, no administradores privados. Discursos, no spots”, señaló.

La verdadera cara de Cambiemos

Sin embargo, en el plano de la realidad el peor pero el verdadero rostro del Gobierno siempre salió a la luz cuando sus integrantes están lejos del guion o del telepronter que les indican las palabras.
Así quedo demostrado en el discurso de la gobernadora Vidal que brindo días atrás en el Rotary Club, en un ambiente relajado para el macrismo: “¿Es de equidad que durante años hayamos poblado la provincia de Buenos Aires de universidades públicas cuando todos los que estamos acá sabemos que nadie que nace en la pobreza en la Argentina hoy llega a la universidad…?, reflexionó Vidal en aquel encuentro, desconociendo que la movilidad social ascendente de los sectores postergados se da a través de la universidad pública. Sus palabras causaron gran revuelo y le valió duros cuestionamientos de dirigentes opositores y de los ciudadanos en las redes sociales, que al día siguiente quiso remedar.

Pero más crudamente se vio la verdadera cara del Gobierno cuando Macri, en el discurso que grabó y difundió casi en cadena nacional el lunes pasado, dejó entrever la desesperación y utilizó la ofuscación propia de quien se cree un mandamás, que no puede controlar una situación, para castigar duramente a los senadores peronistas del bloque Argentina Federal que lidera Miguel Pichetto, instándolos a que desistieran de aprobar la “ley anti tarifazo” que iba a ser tratada unos días después. “Les pido a los senadores que demuestren que existe un peronismo confiable, que no se deja conducir por las locuras que impulsa Cristina Kirchner. Confío en que van a actuar de manera racional”, dijo.

Más aún, el Gobierno para evitar pagar un alto costo político por vetar una ley contra el tarifazo, que retrotraía las tarifas de los servicios públicos a noviembre del año pasado y que se actualizaran por el índice de aumento salarial, ejerció un “apriete” descomunal sobre los gobernadores y los senadores de la oposición. Esto fue motivo de charlas que mantuvimos con varios legisladores en off en los pasillos del Senado mientras se desarrollaba la sesión y de denuncia y de crítica de Miguel Pichetto en su discurso de cierre del debate.

La prensa oficialista y resorte judicial

También, el Gobierno utilizó a la prensa adicta para ejercer esa presión. Fue el caso de un artículo periodístico publicado en La Nación destinado al senador rionegrino jefe de Argentina Federal en el que analizaba que con el alejamiento de su comprovinciana Silvina García Larraburu, que pasó a integrar el bloque kirchnerista, perdía la posición de primera minoría en el Senado y un escaño e influencia en el Consejo de la Magistratura y sugería que “no son tiempos para perder influencia en la Justicia, menos con un hijo comprometido por las investigaciones en torno al manejo de los fondos de la Anses”.
Los medios más influyentes también presionaron para que el neuquino del MPN y sindicalista petrolero, Guillermo Pereyra, cambiara el sentido de su voto, pero el senador se cansó de repetir a los periodistas acreditados, entre ellos La Nueva Mañana, que siempre sostuvo que iba a apoyar el proyecto venido de Diputados.

Pero además, el Gobierno cada vez que se le complica la situación económica o en casos como éste, en connivencia con un sector judicial reflota inmediatamente después causas contra funcionarios del anterior gobierno. Esta vez el turno fue de la Cámara Federal porteña que ratificó el viernes que Nisman fue asesinado por haber denunciado a la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner por la firma del pacto con Irán que encubriría a los responsables del atentado a la AMIA.

Asimismo, en simultáneo y consonancia, varios senadores de Cambiemos pidieron una sesión especial para mañana martes para tratar el desafuero de la ex mandataria nacional solicitado por el juez Claudio Bonadío por esa misma causa. El oficialismo sabe que el pedido no va a prosperar porque no tiene una mayoría de dos tercios, es decir 48 votos para llevar adelante esa medida, pero quiere recuperar terreno después de la caída legislativa y dejar pegado a Pichetto a Cristina Kirchner al evitar que prospere la medida.

El veto a la “ley anti tarifazo”

El verdadero rostro del Gobierno también se ve en sus acciones. Apenas asumió transfirió descomunales recursos que eran destinados a equilibrar la desigualdad en la Argentina a sectores concentrados de la economía. Lo hizo eliminando 80 mil millones de dólares de las retenciones a los exportadores cerealeros y alrededor de 20 mil millones de la misma moneda al sector minería, bajó el impuesto a los bienes personales; benefició al sector bancario y financiero especulativo del que varios de sus ministros y funcionarios forman parte, permitiéndoles ganancias siderales del orden de los 20 mil millones de dólares en dos años con las Lebacs y el retorno de tasas del 40% y ahora transfiriendo cifras millonarias al sector energético a través del tarifazo.

El fundamento del oficialismo en la discusión para oponerse al proyecto “anti tarifazo” fue la crisis energética que dejó el gobierno kirchnerista como producto de los subsidios a las tarifas de los servicios. A pesar de ello, la oposición lo contrastó detallando las inversiones que generó el gobierno anterior en materia de gas y petróleo con la recuperación de YPF y el yacimiento de petróleo no convencional de Vaca Muerta que el oficialismo de hoy votó en contra y, además, en el rubro de energía eléctrica el crecimiento en la generación de megavatios casi duplicando la generación existente hasta el 2003. También se construyeron 6 nuevas generadoras térmicas y se terminó la central nuclear Atucha II y se otorgó la licitación a los chinos la construcción de Atucha III que este gobierno suspendió. En tanto, en materia de transporte en el periodo 2003-2015 se construyo el 61% de las líneas de alta tensión del sistema interconectado nacional que tiene el país.

Esta vez el peronismo “racional” no quiso compartir con el Gobierno el costo político del veto de una medida que afecta a vastos sectores de la población.

Posiblemente éste sea el dique de contención que gran parte de la sociedad espera de toda la oposición para evitar en el futuro que la administración macrista siga avanzando, ahora presionada por el acuerdo con el FMI, con un ajustazo que implicará pasar de una reducción del gasto del Estado del 2,7 al 1,7% prevista para el año que viene.  

Edición Impresa

Seguí el desarrollo de esta noticia y otras más,
en la edición impresa de La Nueva Mañana
 
Todos los lunes en tu kiosco ]


Te puede interesar