Malestar en las pymes ante la nueva regulación de licencias de importación

País 12/01/2018
La Asamblea de Pequeños y Medianos Empresarios manifestó su preocupación ante el DNU publicado ayer. El mismo implica la caída de 300 licencias no automáticas de importación.
pymes
Apyme pidió al Gobierno Nacional "reconsiderar estas medidas".

La Asamblea de Pequeños y Medianos Empresarios (Apyme) manifestó su intranquilidad ante el Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) publicado ayer en el Boletín Oficial. El mismo, eliminó unas 300 posiciones arancelarias que se encontraban bajo el sistema de control de Licencias no Automáticas de Importación, permitiendo el ingreso de productos que podrían afectar el desempeño de la industria nacional.

"Apyme ve con gran preocupación que en el marco de una verdadera invasión de productos importados que está afectando a muchos rubros de la industria nacional y las economías regionales se avance hacia la total eliminación de este tipo de controles para reemplazarlos por sistemas más laxos, en línea con exigencias de la OCDE y de la OMC", advirtió hoy la entidad a través de un comunicado.

La decisión de la Secretaría de Comercio de eliminar alrededor de 300 posiciones arancelarias del sistema de control de Licencias No Automáticas para la importación de bienes fue tomada en el marco del megadecreto Nº 27/2018, publicado ayer en el Boletín Oficial, bajo el objetivo de lograr una “desburocratización” y “simplificación” del Estado. El DNU contempla alrededor de 150 modificaciones de leyes, decretos y algunas derogaciones en múltiples ámbitos como el sanitario, el de tráfico aéreo y el de licitaciones.

La Asociación de Trabajadores del Estado (ATE) también criticó el DNU, al que consideró "inconstitucional" y "atentatorio de los derechos laborales y la soberanía nacional". El diputado Agustín Rossi, aseguró que el Frente para la Victoria propondrá la derogación de este decreto. La ex diputada Margarita Stolbizer también pedirá a la Justicia que se declare inconstitucional por considerar que "afecta seriamente la división de poderes, vulnera derechos y modifica un centenar de leyes".

Apyme advirtió que "el rojo de la balanza comercial de 8.000 millones de dólares en 2017 habla claramente de qué debe esperarse de la profundización de estas políticas" y añadió que "esto significa menos trabajo para más empresas nacionales de rubros sensibles, que deben cerrar sus puertas o expulsar mano de obra".

Según la entidad, "el megadecreto del poder Poder Ejecutivo ratifica un proyecto con eje central en la liberalización comercial, la desregulación financiera y la flexibilización laboral. En suma, mayores ventajas para grandes grupos económicos, multinacionales y la especulación en detrimento de las pymes, la industria y el trabajo local". 

Por último, Apyme instó al Gobierno Nacional a "reconsiderar estas medidas que de ningún modo pueden favorecer a las pymes" y pidió a los demás sectores que se pronuncien "contra este decreto que afecta el trabajo y los derechos de millones de argentinos y a defender políticas activas que posibiliten el desarrollo con equidad social".

Fuente: Télam.

Te puede interesar