"Ciclón bomba" en EE.UU.: nevadas históricas ya suman 17 muertos

Mundo 04/01/2018 Por
Las condiciones extremas de frío están en su jornada más intensa. El alcalde de Nueva York advirtió que la tormenta es "muy peligrosa". Más de 40 estados tienen temperaturas menores a -20°C.
Ver galería fotos-del-dia-2603736w640 alerta estados unidos nieve ap
1 / 2 - 40 estados tienen temperaturas de 20 grados bajo cero. - Foto: AP

A la espera del cambio de condiciones que convertirían las tormentas en un ciclón bomba invernal con fuerza de huracán, numerosas localidades estadounidenses ya sufrieron fuertes nevadas que alcanzaron niveles históricos.

Al menos 17 muertes ya fueron atribuidas a las bajas temperaturas que durante días se han apoderado de una franja de Estados Unidos que va de Texas a la región de Nueva Inglaterra.

La ola de frío polar ya puso a más de 40 estados del país con temperaturas de -20º celsius y obligó la cancelación de miles de vuelos.

El Servicio Meteorológico Nacional de Estados Unidos emitió advertencias de ventisca desde Virginia hasta Maine y se espera que áreas cercanas a Boston vean unos 30 centímetros de nieve hoy.

Los meteorólogos advirtieron que la nieve caerá rápidamente, a una velocidad acelerada, porque la tormenta se intensificará por el efecto de "bombogénesis", más conocida como "ciclón bomba".

Qué es un "ciclón bomba"

Un "ciclón bomba " se forma cuando la presión del aire cae rápidamente, señal de un fortalecimiento sorpresivo, de acuerdo con lo publicado por el diario The Washington Post

Casi siempre se producen en invierno y sobre el mar; a veces las llaman huracanes de nieve o de invierno. La fuerza del "ciclón bomba" depende de la presión del aire. Cuanto menor la presión, más fuerte la tormenta. Para que pueda ser calificada de esta forma, la presión debe bajar al menos 24 milibares en un día. Y cuando una tormenta se fortalece así de rápido, es señal de la cantidad de aire que es atraído a su circulación.

Los "ciclones bomba" se alimentan de la diferencia de temperatura entre la tierra fría y las aguas cálidas del Atlántico. Mientras se desarrollan y se someten a la "bombogénesis", estos fenómenos generan fuertes lluvias y nieve. Asimismo, pueden provocar inundaciones y ráfagas de vientos huracanados.

Te puede interesar