Con danzas y fuegos artificiales, Kiribati y Samoa ya recibieron el 2018

Mundo 31/12/2017
La isla de Kiribati, en pleno océano Pacífico, al noroeste de Australia, junto con las islas de Samoa en la Polinesia son los primeros lugares del mundo en despedir el 2017.
2018 1
Australia celebró con gran despliegue de fuegos artificiales. - Foto: Télam.

A las siete de la mañana de Argentina, acorde a los husos horarios establecidos por el Tiempo Medio de Greenwich (GMT), los cinco mil habitantes de la pequeña isla de de Kiribati chocaban sus copas y danzaban a son de música trivial para recibir el 2018.

Kiribati es una isla de 642 kilómetros cuadrados, a 232 kilómetros por encima de la línea del Ecuador, ubicada en pleno océano Pacífico, al noroeste de Australia. Por ello, miles de turistas arriban para celebrar en la paradisíaca isla el nuevo año.

Por su parte, en las islas de Samoa, sus cerca de 200 mil habitantes también recibieron el año nuevo con gran cantidad de fuegos artificiales. No obstante, no siempre fueron de los primeros en celebrar el cambio de ciclo.

En 2011 se modificó la Línea Internacional de Cambio de Fecha que suprimió el día 30 de diciembre, pasando de la noche del 29 directo a la madrugada del 31, con lo que fueron de un extremo a otro en relación al huso horario.

En los festejos, le siguió el archipiélago neozelandés de Chatham, situado a unos 680 kilómetros al sureste de las islas principales de Nueva Zelanda, y minutos después, a las 11 GMT (8 de Argentina) el resto de los habitantes de ese país, además de Fiyi y Tonga.

Entre las 8 de la mañana y las 20 de Argentina (11 y 23 GMT) del 31 de diciembre ingresan al nuevo año la mayor parte de los países de Oceanía, Asia, África y Europa, estos dos últimos continentes en su mayoría a las 20 de nuestro país.

A las 00:00 GMT (21 hora Argentina) festejan la llegada del 2018 el Reino Unido, Irlanda, Portugal, Marruecos, Sáhara Occidental, Burkina Faso, Costa de Marfil, Guinea, Guinea-Bissau, Mauritania, Mali, Ghana, Senegal, Gambia, Sierra Leona, Togo, Santo Tomé y Príncipe, Islandia, Groenlandia y Tristán de Cunha.

Después, cuando la mayoría del mundo ingresó al 2018, le toca el turno a los países de América Latina y El Caribe, a Canadá, Estados Unidos, Pitcairn (Reino Unido), Polinesia Francesa y las Islas Marquesas (Francia).

En Río de Janeiro, Brasil, uno de los lugares emblemáticos de los festejos, se espera que cerca de 3 millones de personas se reúnan en las playas de la zona sur de la ciudad para recibir el año nuevo, según estimaciones del municipio.

En tanto, los últimos en llegar al nuevo año son los pobladores de la isla de Hawai (Estados Unidos) ubicada al norte de la Polinesia, junto con otras del Pacífico, como las Islas Cook (Nueva Zelanda), Tahiti (Francia) que lo harán 7 horas después respecto de Argentina, a las 7 de la mañana del 1 de enero.

Por su parte, en las Islas Howland y Baker (Estados Unidos) el cambio de año se da a las 12 de Argentina, pero son regiones deshabitadas, donde no hay presencia humana que pueda festejar y testimoniar el paso del tiempo.

La diferencia horaria de la región que ingresa primero al 2018 en relación con Argentina es de 17 horas ya que la isla de Kiritimati se encuentra en el GMT +14 y nuestro país -3.

Fuente: Télam.

Te puede interesar