Minino Garay y su gran noche de fiesta con la Tunga Tungas Band

Cultura 14/06/2019 Por
El artista convoca a un concierto homenaje al cuarteto primigenio en el cual estarán, además de la formación propia, numerosos íconos de la música de nuestro acervo musical.
Minino Garay©2019 Javier Imaz_017
(Fotos: Javier Imaz / LNM)

chapa_ed_impresa_01


Especial para La Nueva Mañana

Reconocido, afamado, ecléctico y multifacético, Minino Garay, desde hace cuarenta años recorre el mundo desplegando su arte, convoca a un gran concierto homenaje al cuarteto primigenio en el cual estarán presentes, además de la formación propia, numerosos íconos de la música de nuestro acervo musical citadino.
El prestigioso músico recibió a La Nueva Mañana en su casa para charlar de los detalles del concierto, conocer sus proyectos futuros y recorrer su importante trayectoria.

- Minino, una nueva visita a la ciudad y con un nuevo espectáculo…

- Sí, siempre estoy volviendo para volver para presentar mis proyectos, luego debo partir nuevamente. Es que mi vida transita entre Europa, Buenos Aires y las giras.

- Has tocado y grabado con un sinnúmero de bandas y artistas de los más variados géneros y estilos…

- Sí, rock, jazz, folclore, blues, nada me asusta y casi todo me gusta. Pasa que la percusión no tiene límites eso me ha permitido tocar con los Coplanacu, Mercedes Sosa, Jaime Torres y con Ibrahim Maalouf, Magic Malik o Richard bona. Llevo grabados más de 250 discos.

- Ahora un proyecto personal con el género del cuarteto tradicional cordobés, el famoso tunga-tunga…

- Es que siempre me gustó mucho ese tipo de cuarteto, lo que se dio en llamar el tunga tunga y fui viendo como ese estilo se fue diluyendo en otro que no es autóctono y que ha llevado a que todas las bandas actuales, para mí, suenen todas iguales.

-…”diluyendo en otros ritmos”… ¿A qué te referís?

- Al proceso posterior a la llegada de Jean Carlos y la incorporación del merengue al cuarteto. De ahí en adelante todas las bandas se “merenguizaron”, por así decirlo. Esas bandas nunca podrán mostrarse en Europa. Si un europeo quiere escuchar eso busca, para ir a ver y a bailar, una banda dominicana de merengue original. Yo creo que tarde o temprano tiene que haber gente joven que rescate las potencialidades del género. Mi sueño es ver a un pibe que cante y toque el acordeón, con unos buenos violines atrás que la descosan.

Minino Garay©2019 Javier Imaz_026
Mi intención es demostrar que el género es tan difundible a nivel mundial como todos los ritmos populares de todas las culturas. Dentro del concepto de world music creo que el cuarteto tradicional tiene su espacio reservado, puede salir al mundo sin necesidad de pasar por Buenos Aires. (Foto: Javier Imaz / LNM)

- ¿Qué diferencias encontrás entre el cuarteto tradicional y las cumbias villeras y/o santafesina?

- La gran diferencia entre el cuarteto tradicional y los ritmos que vos decís es que el primero es parte del folclore nacional y los otros son ritmos importados o contaminados en extremo, son deformaciones de algunos tipos de cumbias, que es un ritmo colombiano. El tunga-tunga es nuestro, es una creación idiosincrática no una copia ni un remedo, son pasodobles y tarantelas que se mezclan.

- ¿Cuáles son los rasgos distintivos del cuarteto cordobés tradicional?

- A ver… por ejemplo en esto hay rasgos distintivos: en el ritmo, en los instrumentos convocados para ejecutarlo y en cierto tipo de letras. El ritmo tunga-tunga, es un punto medio muy preciso, en el teclado, entre el paso doble y la tarantela. Los instrumentos básicos son el acordeón, el bajo y el teclado, y las letras tradicionales eran de un tipo de picaresca regional o citadina muy sencilla. El tema 11 del disco (Leo, Leo, Leonor) trata sobre esto y lo desarrolla bastante.

- ¿Qué es lo que te impulsó a trabajar este género?

- El sentido de pertenencia, yo pertenezco a aquí, y este ritmo me pertenece también. Entonces cuando me empiezo a percatar que nadie le presta atención y veo que muchos cordobeses reniegan de él o le prestan más atención a las producciones “merenguizadas” de las te hablaba, me sentí empujado a intentar desarrollar todo el inmenso potencial que tiene el género. Te digo, el tunga-tunga no tiene nada de americano es una mezcla de ritmos europeos, no se basa en la percusión.

- El disco muestra catorce canciones con diferentes temáticas e idiomas en las letras y con varios autores diferentes.

- Claro porque a mí me pasó como a muchos que en los inicios teníamos un prejuicio con el género, pero me di cuenta que, como todo ritmo, uno puede tratar cualquier tema y desarrollarlo en una letra. También con la lengua, por qué no cantar cuarteto en italiano o francés ¿No hay rock en castellano? ¿No han traducido canciones de todo tipo? Yo no me voy a limitar con eso.

- ¿Quienes no hayan escuchado el disco aún, con qué se van encontrar en el espectáculo de presentación?

- Con un clima de baile y de homenaje a los grandes referentes del género, con una gran banda compuesta por Christophe Lampidecchia en acordeón (también va participar su hijo de 12 años) Zurdo Castagno en guitarras y voz, Martín Rodríguez en bajo y voz y quien te habla en de todo un poco. Además los invitados de lujo como Martín Rolán, Ariel Ferrari Jr., Alex Pandev y Lorena Jiménez.

- ¿Quiénes participaron en el disco?

- Para el disco convoqué a Lorena Jiménez, a Alex Pandev, a los Caligaris, a Fernando Bladys, al Turco Oliva, a Eduardo Gelfo y a los “dinosaurios” Carlos “Mona” Jiménez, Carlos “Pueblo” Rolán y Ariel Ferrari, respecto a estos últimos dos debo agradecer que pude grabar con ellos un tiempo antes de que nos dejaran.

- Tocando el tema del tipo de público… en diciembre presentaste el disco en el mítico New Morning de París ¿Cómo vivió la experiencia cuartetera el público de allí?

- De un modo fantástico fue muy lindo ver desde el escenario como el punch del tunga-tunga les hizo mover el traste a todos, fue un fiesta bailable muy copada. Me hizo sentir que en algo tengo razón. Mi intención es demostrar que el género es tan difundible a nivel mundial como todos los ritmos populares de todas las culturas. Dentro del concepto de world music creo que el cuarteto tradicional tiene su espacio reservado, puede salir al mundo sin necesidad de pasar por Buenos Aires.

- Después de las seis presentaciones en Argentina… ¿Qué sigue?

- Participar en el teatro Ópera en el homenaje a Jaime Torres en Bs As. Después volver a Europa y retomar los conciertos con Dee Dee Bridgewater por un tiempo y luego empezar a diseñar la realización de un proyecto que tengo en mente: concebir y grabar un disco instrumental de cuarteto cordobés tradicional. Para lo cual tengo que juntar fuerzas y capital. En ese sentido voy medio a contramano, algunos músicos de bandas de cuarteto consiguen sus ingresos ese género y lo invierten en el armado de alguna banda de jazz, rock o tango, en cambio yo obtengo recursos económicos del jazz y la world music y lo invierto en proyectos de cuarteto cordobés.

Minino Garay©2019 Javier Imaz_007
La cita es el 14 de Junio a las 21 hs. en Espacio 75, Rodríguez Peña esquina Jerónimo Luis de Cabrera, Córdoba.
Localidades anticipadas en venta a $300 en Lado B (Tucumán 105) y alpogo.com.

  

 

 

Edición Impresa

Seguí el desarrollo de esta noticia y otras más 
en la edición impresa de La Nueva Mañana
 
Todos los viernes en tu kiosco ]


Te puede interesar