Los Aromos vota con la interna del PJ como telón de fondo

Política / Economía 08/06/2019 Por
Los comicios de este domingo serán un capítulo más en la dura interna del PJ departamental, que enfrenta al intendente de Alta Gracia con el legislador Walter Saieg.
Zavala Cinalli
- La lista apadrinada por Torres, tiene al actual jefe comunal Carlos Zavala como cabeza visible, y la que apuntala Saieg, postula a Alfredo Cinalli.

chapa_ed_impresa_01


Especial para La Nueva Mañana

Los 1033 vecinos habilitados para votar en Villa Los Aromos decidirán este domingo 9 los destinos de la comuna del Valle de Paravachasca, ubicada a 50 kilómetros de Córdoba. No será una elección más la que vivirá este enclave turístico a la vera del río Anisacate: estará atravesada por la dura interna del peronismo zonal, y por primera vez en dos décadas no se postula el histórico jefe comunal Antonio Bruno.

Como buena parte de las localidades ubicadas sobre la ruta 5, Los Aromos -un destino de descanso buscado cada verano por sus aguas cristalinas y sus playas doradas- viene experimentando una explosión demográfica a partir de la inauguración de la autovía Atilio López.

En varias de esas comunas el cambio poblacional devino en nuevas expresiones políticas, nacidas junto al asentamiento en la zona de vecinos llegados principalmente de Córdoba capital, e inclusive de otras provincias. Aunque Los Aromos no es la excepción, este domingo 9 disputan la comuna dos nóminas nacidas del mismo tronco, referenciadas ambas en el gobernador Juan Schiaretti pero que resulta la extensión de la inédita interna del justicialismo departamental, que enfrenta a dos peso pesado: el intendente de Alta Gracia Facundo Torres, y el legislador Walter Saieg.


Guerra sin cuartel

Las diferencias entre ambos dirigentes políticos se remontan a 2011, cuando Saieg ganó una banca en la Legislatura provincial y esa misma noche anunció que iría por la intendencia de Alta Gracia, que estaba en manos del radicalismo.

A partir de allí hubo acuerdos y sociedades políticas que, con los años, fueron desgastándose hasta hacer eclosión el 12 de mayo pasado. En los festejos tras la reelección de Schiaretti, militantes de Saieg no permitieron que seguidores de Torres celebrasen en la sede del PJ, y hasta impidieron que accediera al palco el ex ministro Hugo Testa, padre político del actual mandatario de Alta Gracia.

Al día siguiente, un acuerdo del “torrismo” y el radicalismo se tradujo en la presentación en el Concejo Deliberante de una ordenanza para implementar un nuevo Código Electoral, que proponía PASO con un piso del 8%. Dos días después se aprobó, pero lo que vino luego fueron pasos de (mala) comedia: el viceintendente Juan Manuel Saieg se negó a firmar la ordenanza, Torres respondió despidiendo a cuatro municipales ligados al sector rival, la mayoría de los concejales desplazó a Saieg, despidió al secretario legislativo e impulsó la promulgación de la norma, y a la semana siguiente el proyecto se aprobó pero con un piso de 4%. Así las cosas, el 28 de julio habría PASO en Alta Gracia, pero no se sabe: el sector de Saieg judicializó el tema, y ahora tiene la palabra el Tribunal Superior de Justicia. 

Cinalli01
Javier Gutierrez y Alfredo Cinalli. Foto: Gentileza Diario Sumario.


Frente a frente

Mientras Torres exhibe una encuesta que da como favorito a su hermano Marcos, Saieg cosecha triunfos en el departamento –el último en la Bolsa, por apenas seis votos- y recorre Alta Gracia apelando al sello que lo distinguió: la red de militantes barriales que le responden desde hace años.

Así las cosas, este domingo 9 será la primera oportunidad en la que compiten en las urnas sendas listas apadrinadas por los ex socios políticos que mueven sus piezas en el mismo tablero, pero en bandos enfrentados. En Los Aromos compiten cabeza a cabeza la lista apadrinada por Torres, con el actual jefe comunal Carlos Zavala como cabeza visible, y la que apuntala Saieg, que postula a Alfredo Cinalli.

“Charly” Zavala, el actual jefe comunal interino, asumió el año pasado tras el ACV que afectó al brigadier retirado Bruno. Hace dos décadas fue brevemente Secretario de Gobierno de la Municipalidad de Alta Gracia, y también asesoró en Obras Públicas provincial; el mismo Hugo Testa estuvo presente la presentación de la lista. Pero el hombre fuerte detrás de la candidatura es el propio Bruno, jefe comunal de 1999 a 2018, brigadier retirado que ingresó a la Escuela de Aviación Militar en 1961 y que se desempeñó en las fuerzas hasta 1998, cuando pidió el retiro.

zavala
“Charly” Zavala es el actual jefe comunal interino, cuenta con el apoyo de Saieg y asumió el año pasado tras el ACV que afectó al brigadier retirado Bruno.

Según su currículo oficial, en 1976 Bruno fue destinado a la base aérea militar Reconquista, como Jefe de operaciones y oficial de Seguridad Aérea; entre 1977 y 1978 trabajó en LADE como 2do. jefe del Departamento Depósitos Fiscales del Aeropuerto Internacional Ezeiza y en 1980 fue destinado a la Dirección de Tránsito Aéreo como Auxiliar del Departamento Aeródromos.

En el entorno de Zavala destacan que “Charly” oportunamente “asumió como presidente interino porque Antonio Bruno tuvo un ACV, así que sería la continuidad de la gestión”. En los pocos meses que lleva de gestión el jefe comunal realizó algunas obras menores, y si es electo propone construir asadores en los balnearios, colocar baños químicos, fundar una escuela primaria y otra secundaria, abrir una escuela de hockey y crear el área de Medio Ambiente, entre otras iniciativas.

En la campaña debió afrontar un fallo adverso del tribunal electoral, por el uso indebido de la imagen del gobernador provincial. Ocurre que Zavala es candidato por el vecinalismo que postuló el 12 de mayo a “Beto” Beltrán, y por ello se le impidió hacer campaña junto al rostro de Juan Schiaretti, reelecto por la lista Hacemos por Córdoba.

Del lado de enfrente compite la nómina que apoyan Saieg y el histórico jefe comunal e intendente de Anisacate, Ramón Zalazar. Postulan a Alfredo Cinalli, un hombre también vinculado a la Fuerza Aérea que fue parte de la gestión Bruno y al que le tocó reemplazarlo interinamente ante otro problema de salud.

“En 2014 renuncié por diferencias en la conducción y la administración, formé la Unión Vecinal Federal, la cual integro hasta el día de hoy”, explicó Cinalli y recordó: “Junto a Bruno realizamos  muchos cambios en la administración como así también en las partes edilicias, desde el control de ingreso del personal, totalmente computarizado, hasta construcciones y equipamientos para el área de Maestranza, en este período como secretario de actas, Obras y Servicios Públicos, reforzamos ese trabajo desde la oposición”. Cinalli recordó también que junto a su ahora rival “llevamos a cabo la compra de 260 luminarias led, se renovó parte de la flota automotriz y se extendieron las redes de agua y alumbrado eléctrico”, entre otras gestiones.

Así está dado el enfrentamiento interno de un peronismo departamental que en septiembre tendrá su batalla final, disputando la Municipalidad de Alta Gracia.

Edición Impresa

Seguí el desarrollo de esta noticia y otras más 
en la edición impresa de La Nueva Mañana
 
Todos los viernes en tu kiosco ]


Te puede interesar