Rechazan la posible ampliación del límite para compras en el exterior

Economía 05/02/2019
Desde Came enviaron una misiva al ministro de Producción de la Nación, Dante Sica, manifestando su preocupación por los inminentes cambios en el sistema.
Hot sale
Según Came, la medida "afectaría seriamente la rentabilidad de las pequeñas y medianas empresas industriales y comerciales". - Foto: archivo.

Desde la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (Came) difundieron una circular comunicando que enviaron una misiva al ministro de Producción y Trabajo de la Nación, Dante Sica, manifestando nuestra preocupación por los inminentes cambios en el sistema puerta a puerta para compras por Internet.

Según fue anunciado, se ampliaría el monto a pagar por los usuarios a entre 600 y 900 dólares anuales sin abonar tributos, una medida que desde Came consideraron "va en detrimento del impulso del consumo interno y el fortalecimiento del comercio y la industria nacional".

La normativa vigente permite una ilimitada cantidad de compras, pero solo libera del pago de impuestos a una operación por año, por un monto tope de 25 dólares. "Ahora el Poder Ejecutivo tiene en sus manos un decreto que habilitará la posibilidad de recibir 12 envíos por año por un monto tope libre de tributos de entre 50 y 75 dólares cada una. Además, se agilizarían los trámites", expresaron desde la Confederación.

"Sabemos que los hábitos de consumo están cambiando y que la modalidad de compra online se fue afianzando en los últimos años. No obstante, el comercio tradicional sigue siendo una arteria fundamental de nuestra economía, sobre todo aquellos que han sabido adaptarse a los tiempos que corren. Pero la competitividad de éstos últimos se vuelve muy débil teniendo en cuenta que tienen una sideral carga impositiva y eso los deja en total desventaja frente a la opción de compra online en el exterior que no pagaría tributo alguno dentro de los límites establecidos", señala la circular.

Es por ello que desde Came ven "con gran inquietud esta posible disposición". Según expresaron, la medida "afectaría seriamente la rentabilidad de nuestras pequeñas y medianas empresas industriales y comerciales, resentiría aún más la producción local, lo que terminaría perjudicando al consumo y al mercado interno en su conjunto que ya se encuentra debilitado ante la delicada coyuntura actual".



Te puede interesar