Una década argentina en el ojo de Néstor Pérez

El periodista cordobés presenta este miércoles su primer libro titulado “La palabra incómoda”, un recorrido por la última década de su trabajo donde habla de un sistema que parece nunca cambiar. Editado por Raíz de Dos.
Ver galería nestor p 1
1 / 2 - - “La palabra incómoda”, contiene 28 textos y es el primer libro del periodista cordobés Néstor Guillermo Pérez. Foto: Consuelo Cabral.

chapa_ed_impresa_01

Desde hace muchos años Néstor Guillermo Pérez escribe y habla sobre los derrotados, los marginales, los que habitan las cárceles argentinas y también sobre el sistema que los encarcela y condena, de la justicia por mano propia, de la estigmatización, de la criminalización. Pero fue la última década, la que contiene los 28 textos que el periodista cordobés eligió para “La palabra incómoda”, su primer libro. Un crisol de distintos hechos que condensan una década completa, que va del 2008 al 2018, y que dialogan con ilustraciones de la artista plástica Alejandra Tolosa.

Editado por Raíz de Dos, la edición será presentada el próximo miércoles 10 de octubre, a las 19, en Casa de Pepino, Fructuoso Rivera y Belgrano, en pleno corazón de barrio Güemes. Pérez estará acompañado por el escritor y también periodista Pedro Solans, director de El Diario de Carlos Paz y autor del prólogo, y por la socióloga María Alejandra Ciuffolini del Colectivo de Investigación, El Llano en llamas.

“Tal vez haya llegado el momento de cancelar nuestros propios miedos y mirar de frente”. Con esas palabras comienza el primer texto que abre esta saga de notas de Pérez, quien ha trabajado en distintos medios como Radio Nacional y Radio Universidad, fue colaborador en La Voz del Interior, Hoy Día Córdoba y La Mañana de Córdoba, entre otros. Es justamente este hecho de no tener todo su material condensado en un solo medio, lo que de alguna manera impulsó a Pérez a sistematizar los artículos publicados durante los últimos 10 años y a seleccionar aquellos que, según explica a La Nueva Mañana, el paso del tiempo lamentablemente no logró hacerlos perder vigencia. O en palabras de Solans, autor del prólogo, transmiten “una mirada urgente de los tiempos que vivimos los argentinos”.

LNM-¿Cuál fue el criterio para elegir las 28 notas que integran “La palabra incómoda” y no otras?
NP- Sin lugar a dudas fue la vigencia que tantos años después siguen teniendo. Esto, que el paso del tiempo no haya podido desmontar estas prácticas, no me pone contento. Hoy, como ayer, sigue todo igual. Con los mismos matices. Hablo de las cárceles y las cárceles están exactamente en la misma condición. Hablo de la caza de morochos en las calles de Córdoba, y sabemos que sigue igual. Hablo de la deuda interna y también está igual. Seguramente los textos que publico ahora, me llevarán otros 10 años de editar, y espero que no me ocurra lo mismo, espero que no todo siga como hoy.

palabra incomoda cubierta  copy

LNM-¿Esa elección fue consensuada entre la editorial Raíz de Dos y vos, o fue individual?
NP- No. Fue solo mía. Ellos fueron absolutamente respetuosos de cada cosa escrita allí, considerando inclusive que en muchas cosas no opinan como yo. Desde el primer momento Jorge Cuadrado, que además de ser periodista es el director de la editorial, me dijo que no iba a decirme nada respecto a mis notas publicadas. Tampoco hubo ningún consejo, ni cambio de opiniones con respecto a los temas planteados allí.

LNM-¿En qué medios fueron publicadas las notas de “La verdad incómoda”?
NP-Algunas cosas salieron en La Voz, en la sección de opinión. Después me pidieron que fuera más breve, pero yo no puedo acortar lo que pienso, sino que necesito desarrollarlo. Necesito decirlo en cierta cantidad de palabras y fui buscando distintas opciones. Así llegué a la Revista Sur, al Diario de Carlos Paz, al Hoy Día Córdoba. A espacios donde no era una exigencia tener los temas acotados. Si vos te pones a ver las notas de Página 12 son larguísimas, porque se requiere un tiempo así para desarrollar una idea en profundidad. Yo no puedo escribir algo cortito. No me siento cómodo. No me gusta.

LNM- Muchas veces los libros terminan tomando vuelo propio y rumbos distintos. ¿Hacia dónde te gustaría que vaya éste?
NP-Quiero que se utilice en las escuelas, con los pibes y pibas, que sea herramienta de debate, de pensar las realidades. Que estén de acuerdo con lo que digo y que se enojen. Algo como lo que ocurrió por ejemplo con mis columnas cuando fue la toma de las escuelas secundarias. En aquel momento, uno de mis textos se usó allí, de esa misma forma, y para mí fue muy importante poder saltar del papel a las aulas. Como dice mi amigo Solans en el prólogo, y a quien voy a citar, creo que la lectura de este libro lleva indefectiblemente al debate, a la reflexión, al enojo, al placer. En definitiva, al diálogo maravilloso que exige la vida cuando se vive en un ámbito teñido de argentinidad.

Edición Impresa

Seguí el desarrollo de esta noticia y otras más 
en la edición impresa de La Nueva Mañana
 
Todos los lunes en tu kiosco ]


Te puede interesar

Te puede interesar

data-matched-content-ui-type="image_card_sidebyside" data-matched-content-rows-num="4" data-matched-content-columns-num="1"