Instituto se arma fuerte para la Liga Nacional de Básquetbol

La llegada del venezolano Colmenares en las últimas horas genera gran expectativa en ámbitos “albirrojos”. El experimentado extranjero se sumará en los próximos días para jugar la Liga.
Colmenares
Colmenares: “Me sumo a un equipo ganador”.

El ala pivote venezolano Néstor Colmenares (33, 2.03) fue oficializado por Instituto como su primera, y hasta el momento única, ficha extranjera de cara a la Liga Nacional 2020/21.

Para el integrante de la selección de Venezuela se tratará de su segunda experiencia en el país tras jugar TNA con Unión de Sunchales en 2010/11 a cambio de 12.4 puntos y 6.3 rebotes en 21 minutos.

El antecedente más reciente de Colmenares estuvo en Rumania con el Cluj Napoca donde pasó fugazmente a raíz de la crisis sanitaria mundial provocada por el COVID-19. Antes jugó en los torneos de Israel (Maccabi Haifa), Uruguay (Trouville) y México (Huracanes Tampico, Abejas de León y Fuerza Regia). En Venezuela lo hizo en Cocodrilos, Centauros de Apure y Guaros. 

De esta manera, la Gloria refuerza su equipo con un jugador de experiencia y mucha jerarquía, pensando en el inicio de la Liga Nacional de Básquetbol la próxima semana. Aunque todavía no se ha dado parte de un fixture oficial para el inicio de la temporada, todo indica que el debut en la competencia del equipo de Sebastián Ginóbili sería ante Atenas.

Con la llegada de Colmenares, el conjunto de Alta Córdoba le suma fuerza a una zona de su juego que siempre determinante, ya que en los últimos años se produjeron cambios de nombres y fichas que intentaron reforzar ese sector. Sin embargo, en muchos casos los resultados no fueron los esperados, pese a tener jugadores de nivel en el equipo.

Colmenares tiene una gran trayectoria como basquetbolista, 14 años integrando equipos de diferentes ligas lo nutrieron de experiencia y lo convirtieron en una gran figura que lo hacen ser disputado por los clubes en el mercado de pases, pero en los próximos días estrenará la casaca albirroja.

Respecto a su decisión de elegir a Instituto el caraqueño explicó “Me han hablado muy bien de este equipo, que son muy serios y son ganadores” y como todo jugador con aspiración profundizó: “Vengo a ayudar en lo que pueda para ganar todos los juegos posibles”.

Debido al contexto mundial que se está viviendo, su llegada al país se vio retrasada por los requerimientos necesarios para poder ingresar, lo que le da poco margen, casi nulo, de trabajo previo con el equipo. “Será duro por tener poquito tiempo de adaptación, pero sé que tenemos un buen técnico y buenos jugadores” expresó el flamante refuerzo y añadió que estuvo en contacto con el Sepo: “He hablado con el entrenador, me dio la bienvenida y se puso a disposición de ayudar en lo que está a su alcance” cerró.

De esta manera, Instituto vuelve a armarse para ser uno de los equipos animadores de la competencia, algo que viene ocurriendo desde las últimas temporadas, no sólo en el ámbito nacional, sino compitiendo a nivel internacional. Con un grupo de jugadores nacionales de alto nivel y un extranjero con trayectoria y experiencia, la Gloria apuesta a que esto ocurra nuevamente.

Te puede interesar

Boletín de noticias

Te puede interesar

data-matched-content-ui-type="image_card_sidebyside" data-matched-content-rows-num="4" data-matched-content-columns-num="1"