Los medios opositores, unidos por un contrasentido: quedate en casa pero salí

Política / Economía 22/05/2020 Por Santiago Bibiloni
Los mismos periodistas que, bajo una sonrisa nos piden en un spot que no salgamos de casa, ahora aparecen enojados cuestionando el aislamiento obligatorio.
Quedate en casa_01

chapa_ed_impresa_01


Especial para La Nueva Mañana

Es que claro, por un lado los periodistas se ven obligados a seguir la línea editorial de las empresas periodísticas que les pagan el salario (en realidad ayudamos entre todos a pagárselos a través de las pautas oficiales presentes en los medios y que son otorgadas por gobiernos locales, provincial y nacional), y por otro lado, son conscientes los periodistas de que la única medida eficaz hasta ahora para combatir el Covid-19 es la cuarentena. Entonces incurren en un contrasentido permanente.

Graban, por ejemplo, un spot institucional de un canal televisivo de Córdoba, pero cuyo dueño es el porteño grupo Clarín, diciendo: “Vos quedate en casa, nosotros te informamos”. Pero ahí seguidito, cuando llegan las noticias, los mismos periodistas que bajo una sonrisa nos piden en el spot que no salgamos de casa, ahora aparecen serios y enojados, cuestionando dura y ferozmente las medidas de aislamiento social; e inclusive hasta levantan la voz ante los profesionales de la salud que ponen como ejemplos de desastres sanitarios a países con gobierno ideológicamente caros a los sentimientos de los conductores televisivos, por caso Chile y EEUU.

Y entonces, buscando argumentos para defender su máxima pandémica “igual de algo vamos a morir”, se apuran a citar estadísticas: que tantos argentinos mueren anualmente por gripe, y tantos por tabaquismo, cáncer, ataques cardiovasculares, etc., enumerando así todo lo que se les viene a la cabeza para intentar demostrar que esta cuarentena extendida es una porquería sin sentido.

Pero tras la última palabra llega el momento del corte y otra vez, mezclada entre las publicidades, vuelve a aparecer el spot con los rostros amables de otoño pidiendo “quedate en casa, nosotros te informamos”. Y así sucesivamente, día tras día. Es como una ciclotimia informativa sin fin, que descoloca, así como los 35 grados de temperatura en plena semana de mayo. 

Sucede esto a diario sobre todo en los medios de comunicación abiertamente opositores al gobierno nacional, lo que deja en claro que la grieta goza de buena salud en tiempos de pandemia. Los medios –sobre todo aquellos empapados de odio político y/o ideológico- necesitan del caos para continuar con sus negocios; caos que no interesa si es real, si existe o no, solamente con generar una profunda sensación apocalíptica en la sociedad alcanza para manipular la opinión pública, que cotiza a valor del oro en los sectores de poder.

 

 

Edición Impresa

Seguí el desarrollo de esta noticia y otras más 
en la edición impresa de La Nueva Mañana
 
Todos los viernes en tu kiosco ]


Te puede interesar