Caserio le pidió al Gobierno que dé asilo político a dirigentes bolivianos

El presidente del bloque Justicialista advirtió que funcionarios bolivianos fueron a la Embajada argentina a pedir resguardo y “les fue negado”.
Caserio © Archivo
“Es necesario hacer un repudio completo al golpe de Estado", dijo Caserio. - Foto: Archivo

En el marco de una sesión especial convocada para debatir acerca de la situación que atraviesa Bolivia, el presidente del bloque Justicialista, Carlos Caserio, le pidió al Gobierno argentino que brinde asilo político a los dirigentes bolivianos que lo soliciten e insistió en la necesidad de defender la democracia en toda la región.

En ese sentido el justicialista manifestó que “es necesario hacer un repudio completo al golpe de Estado que ha sido perpetrado en el pueblo hermano de Bolivia” y expresó su “solidaridad y apoyo por esta sucesión de hechos que provocan una inestabilidad regional que nos preocupa a todos”, informó El Parlamentario.

“Evidentemente la actitud de los militares bolivianos ha sido de sedición, que en algún momento la democracia de Bolivia tendrá que juzgar, nadie puede interrumpir un mandato ni pedirle a un presidente electo que renuncie”, precisó y señaló que “Evo Morales debió renunciar por determinadas circunstancias: las amenazas personales sobre su vida y la de su familia, además por la responsabilidad de evitar cualquier derramamiento de sangre del pueblo boliviano”.

Además indicó: “Esto nos tiene que traer memoria de la recuperación de la democracia en nuestra querida patria, nosotros tenemos que ser claros en esto, la democracia es un bien intocable y si esto no queda claro la región va a retroceder” y remarcó que “más allá de las discusiones que tiene que dar el pueblo boliviano sobre las cuestiones electorales vigentes, acá estamos discutiendo el hecho de que un presidente electo tuvo que renunciar por que los militares lo presionaron; la democracia es un bien que no podemos poner en riesgo”.

Durante su exposición Caserio aseveró: “Cuando uno ve lo que fue el Gobierno de Evo Morales cuesta entender porque se llegó a esta situación, lo que hace creer que el golpe de Estado fue una cosa elaborada y pensada: la economía de Bolivia en 2019 creció un 4%; el Fondo Monetario Internacional (FMI) lo declaró como el país de mayor crecimiento en Latinoamérica y pronostica para el 2020 un PBI que va aumentar en un 3.9%, una inflación del 4% anual y una tasa de desempleo del 4%”.

“No entendemos como en un país donde se viene gobernando bien se puede llegar a esta situación”, añadió y concluyó exigiéndole al Gobierno de Mauricio Macri que “de asilo a los dirigentes que han sido perseguidos y tengan la posibilidad de salir de Bolivia, en la Embajada Argentina en ese país había dirigentes pidiendo asilo y –por la información que manejo- está ha sido negada”.

Te puede interesar