Posibles cambios en la financiación del cine argentino

País 08/02/2017
Con miras a una próxima reforma tributaria, desde el Gobierno de Macri estudian cambios que afectarían una tasa del 10% que financia el INCAA.

El ministro de Hacienda Nicolás Dujovne contrató en los últimos días a la fundación de corte liberal FIEL, para que recomiende una modificación a una serie de impuestos. Según lo que informa el diario La Nación (el pasado 4 de febrero), uno de los que tiene “bajo potencial recaudatorio” es la tasa del 10% que recae sobre las entradas de cine y que con esos fondos se financia en cierta medida el INCAA.

Desde gran parte de los sectores de la industria cinematográfica han encendido luces de alerta y muchas críticas a la posible medida del gobierno de Cambiemos. "Leemos con inquietud y preocupación esta versión" manifestaron en un comunicado que firman varias entidades ligadas al cine. "La eventual eliminación de este gravamen tendría un impacto negativo enorme en el sector sin compensación alguna en los fondos públicos ni el bolsillo de los contribuyentes", agregaron.

El director Rosendo Ruiz, dialogó con La Nueva Mañana sobre esta problemática.  Como un pequeño ejemplo del agitado momento que vive el cine cordobes, nos costo mucho encontarlo, porque está en pleno rodaje de una nueva producción propia.

“Sería un suicidio del cine argentino que tomen una medida de estas características. Justo en este tiempo, en que se han ganado tanto respeto nuestras producciones, es inentendible tan sólo que se discuta que se le pueda bajar sensiblemente la financiación a las producciones nacionales”, analizó el cineasta.

Una cosa sencilla que comentaba Ruiz es que en todo el mundo la producción de cine está atada a los subsidios estatales. Y eso no tiene que ser observado como un problema, es una realidad en europa como en Latinoamérica.

Rosendo

Según el mismo director del INCAA, Axel Kuschevatzky, es una de las tres formas que se financia el cine argentino. Con esta medida se destrozarían fuentes de trabajos significativas y para cambiar esta tasa habría que modificar la Ley del Cine.

Comunicado de la Industria cinematográfica: “El cine nacional podría ser afectado notablemente”.

“A raíz de las versiones periodísticas que indican la eliminación del impuesto al cine en la entrada dentro del territorio argentino, distintas organizaciones representativas de la industria se juntaron y sacaron el siguiente comunicado. Bancamos esta movida para defender el pujante cine argentino.

Desde hace unos años los proyectos nacionales tienen peso en la taquilla, se logró una cuota de mercado sólida y estable - entre las más altas de la región - y el cine local representa con creces la marca país, una base desde la cuál debemos seguir construyendo para continuar creciendo.

Sin ir mas lejos, nuestras películas han ganado hace pocos días el premio Goya al mejor film iberoamericano; han estado recientemente nominadas a los Globos de Oro, obteniendo amplia distribución mundial. Dando sobradas muestras de crecimiento y proyección internacional, la producción cinematográfica local ingresa divisas, atrae inversión privada, genera y sostiene mano de obra calificada. En un clima de saludable y profundo intercambio con las autoridades del INCAA, la industria ha colaborado en la creación de un nuevo plan de fomento para seguir su expansión.

 En suma, el cine argentino está viviendo un momento de gran madurez y genera admiración en los cinco continentes.

Es por eso que leemos con inquietud y preocupación las versiones periodísticas como la publicada en La Nación el sábado 4 de febrero. El artículo consigna el análisis de un grupo asesor del Ministerio de Economía que sugiere eliminar el gravamen del 10% en las entradas de cine con el que se contribuye a la producción local. Quizás quien no pertenece al sector desconoce que el cine argentino utiliza fondos generados por el propio sector audiovisual sin intervención de impuestos generales. Es decir, una estructura que se sostiene a si misma.

La eventual eliminación de este gravamen tendría un impacto negativo enorme en el sector sin compensación alguna en los fondos públicos ni el bolsillo de los contribuyentes.

Como representantes de una industria que trabaja todos los días para que Argentina tenga reconocimiento internacional, queremos expresar nuestro inmediato rechazo a cualquier medida como la mencionada”.

ACADEMIA DE LAS ARTES Y CIENCIAS CINEMATOGRAFICAS DE LA ARGENTINA, CAIC (Cámara Argentina de la Industria Cinematográfica), Asociación de Directores de Cine PCI, ACERVO (Asociación de Productores), UIC (Unión de la Industria Cinematográfica), ASOPROD (Asociación General de Productores), UIC (Unión de la Industria Cinematográfica), APAC (Asociación de Productores Audiovisuales de Córdoba), CEPIAR (Cámara de Empresas Productoras de la Industria Audiovisual de Rosario.) y CADICINE (Cámara Argentina de Distribuidores Independientes Cinematográficos

Te puede interesar