Infantería reprimió a manteros de Once durante el desalojo

País 10/01/2017
Desde la madrugada cientos de vendedores callejeros se ubicaron sobre la avenida Pueyrredón para reclamar por sus puestos de trabajo. La Policía reprimió con palos, gases y balas de goma a los manifestantes. Hay numerosos heridos y tres detenidos.
manteros

Los manifestantes reclamaban desde la medianoche por sus puestos de trabajo. A pesar de la represión policial, se mantienen firmes en la negociación por el mantenimiento de la fuente laboral de 2.500 personas.

Cabe destacar que desde hace semanas los manteros fueron desalojados por la policía porteña una y otra vez, y por eso reclaman la posibilidad de trabajar.

El desalojo se realizó a las 2 de la mañana principalmente sobre la avenida Pueyrredón y Mitre, cerca de la estación de trenes. Muchos de los vendedores ambulantes mencionaron que pagan cerca de 500 pesos diarios a la policía para que los dejaran trabajar allí.

"El operativo fue pedido por la Fiscalía General a modo de prevención para impedir la venta en el espacio público. Lo que se hizo fue un operativo durante la noche para evitar que los manteros se instalen durante la mañana y el personal de la Ciudad desarmó las estructuras que estaban montadas sobre la recova en Pueyrredón", señaló Luis Cevasco, a cargo de la Fiscalía General de la Ciudad de Buenos Aires, y recordó que ya se han desalojado de manera similar en Rivadavia y Acoyte en Caballito y la calle Avellaneda en Flores.

Por su parte, Omar Guaraz, de la organización Vendedores Libres, indicó que "muchos compañeros sabían que se iba a realizar este operativo y entonces no armaron y retiraron las cosas, pero otros no y se llevaron todo".

"El barrio está militarizado. Nos dijeron que también se hicieron algunos allanamientos en los domicilios particulares de los vendedores y creemos que hay detenidos", indicó.

Guaraz describió que "si bien la población que vende en Once es fluctuante, por día deben trabajar allí entre 1500 y 3000 compañeros".

"En los últimos cuatro años fueron desalojados 5000 manteros en Avellaneda, Caballito y otros puntos de la Ciudad. Ninguno de esos compañeros fue relocalizado como le prometió la Ciudad. Las personas que venden en la calle son trabajadores y lo hacen porque no tienen otro medio de vida", indicó.

Al igual que se hizo con los manteros de la avenida Avellaneda, en la zona de Once quedará un fuerte operativo de efectivos de la Policía de la Ciudad para evitar que los manteros vuelvan a ocupar las veredas.

Pasadas las horas, la Policía continúa en la calle porque los manteros aún resisten y no se retiran. Integrantes de la fuerza de seguridad se encuentran reunidos en Defensoría del Pueblo de la Ciudad con referentes de los manteros, en la misma se negocia una salida que no sea agruparlos en un galpón.

Fuente: Télam y Tiempo Argentino

Te puede interesar