Samira se recupera: movió los brazos y las piernas al escuchar a sus papás

Córdoba 13/09/2017
La nena fue succionada por la bomba de una pileta del Club Universitario el lunes. Este miércoles su padre indicó que evoluciona favorablemente y que al oír sus voces "hizo puchero como queriendo llorar".
samira jpviola
La madre y el padre de Samira piden que la gente rece por Samira. - Foto: Juan Pablo Viola

Este miércoles, Javier, el padre de Samira Iñíguez, indicó que la niña que el lunes fue succionada por un filtro de pileta en el Club Universitario de Córdoba, evoluciona favorablemente.

"Anoche le mostramos una muñequita y al oír nuestras voces hizo puchero como queriendo llorar, y movió los brazos y las piernas", dijo a Radio Mitre, Javier.

Y agregó: "Los médicos nos indicaron que no desmejoró ni apareció ninguna secuela grave, es un proceso largo. Nos hizo pucherito como queriendo llorar”. 

Por otro lado, la madre de la nena pidió a la gente que "continúe con la cadena de oración por Samira".

Además, el padre relató que la niña tiene marcas por encima de la rodilla: “Por fortuna no tiene ninguna fractura. Está evolucionando bien”. 

Y agradeció el accionar del sargento Gonzalo Suarez: “Le voy a estar eternamente agradecido. Sin su accionar no estaríamos contando esta historia. También quiero agradecer al club que estuvo en todo momento. Quiero que Samira siga yendo allí. Es una institución muy grande y linda. Quiero que vuelva al natatorio cuando se recupere”.


El dramático episodio ocurrió mientras la menor nadaba en presencia de sus padres. Cuando notaron que no salía del agua, comenzaron a preocuparse y fue allí donde se desataron los hechos. 

Te puede interesar