España: el tío postizo de una niña argentina la torturó hasta matarla

Policiales 12/07/2017
El crimen ocurrió la semana pasada en Aragón. De acuerdo con las autoridades del caso, Naiara Briones de 8 años sufrió durante doce horas diversas torturas. El agresor luego de llamar al servicio de emergencia, confesó el crimen.
Naiara Briones

Naiara Abigail Briones, una niña argentina de 8 años, murió luego de que su tío postizo, el hermano del novio de su mamá, la torturara por doce horas. Ocurrió en Sabiñánigo, Aragón, España, el jueves pasado y desde entonces genera escozor.

El agresor confesó el crimen. Tras una primera versión, en la que aseguraba que la menor se había caído por las escaleras, Iván Pardo Peña, de 33 años, admitió lo que había hecho.

De acuerdo con las autoridades del caso, Naiara sufrió diversas torturas a lo largo de doce horas antes de que su agresor solicitara ayuda a los servicios de emergencias. Tenía contusiones en todo el cuerpo, marcas en las muñecas como indicio de que había sido maniatada y golpes en la cabeza. Los peritos también encontraron señales de que había sido obligada a estar de rodillas sobre piedras.

Naiara no vivía ni con su mamá ni con su papá. Según lo publicado por el diario El Mundo, había sido enviada desde Zaragoza a Sabiñánigo por el novio de su mamá, una argentina que vive en España y que tiene cuatro hijos: dos con una pareja anterior y otros dos con la actual. Él había decidido el traslado de la niña a casa de su madre y su hermano, porque se negaba a estudiar.

Al ser rescatada por los servicios de emergencias, la nena fue trasladada al Hospital Miguel Servet de Zaragoza, donde murió el viernes 7 de julio por las heridas.

Ahora, el detenido está en el centro penitenciario de Zuera (Zaragoza) desde el sábado, tras decretar la jueza de guardia de Jaca su prisión preventiva, comunicada y sin fianza como presunto autor de un asesinato.

Manuel Adolfo Briones Sanz, el padre de Naiara, se enteró por los medios de lo que había ocurrido con su hija. El hombre vive en Chile desde hace un tiempo y quiere que el cuerpo de su hija sea repatriado. Tiene 30 años, conoció a la madre de Naiara en Argentina, a través de internet, y estuvo en pareja con ella por tres años.

Hacía cinco años que Manuel no veía a su hija. Lo poco que sabía de ella se debía a las conversaciones esporádicas que mantenía con su mamá. Sólo en una oportunidad la mujer le confesó que la familia de su novio "no trataba bien a Naiara". Manuel aseguró a que su ex mujer quería separarse desde hace tiempo por los malos tratos, pero que no se animó.

Te puede interesar