Florencia Kirchner denunció penalmente al presidente del Banco Central

País 14/03/2017
La joven pidió la indagatoria de Federico Sturzenegger, quien durante una reunión con gerentes y directores del Banco habría exhortado a iniciar causas penales en su contra.
florencia-kirchner

Florencia Kirchner denunció penalmente y pidió la indagatoria del presidente del Banco Central, Federico Sturzenegger, y de todos los gerentes y directores que habrían participado en una reunión en la que se exhibió una foto suya con la leyenda: “¿Y con esta qué hacemos?”. 

Esa conducta, reflejada en un artículo de la periodista Irina Hauser en el diario Página 12 del 8 de marzo pasado, constituye –según los abogados Carlos Beraldi y Ary Rubén Llernovoy, quienes patrocinan a la joven- los presuntos delitos de “abuso de autoridad, violación de los deberes de funcionario público, malversación de caudales públicos, violación de secretos y falsificación de documentos públicos”. 

El escrito reclama que “se cite a prestar declaración en los términos previstos por el art. 294 y siguientes del Código Procesal Penal, a las personas que resulten prima facie responsables por los hechos denunciados; se dicten a su respecto los autos de mérito correspondientes y oportunamente se eleven las actuaciones a la instancia oral”.

La causa quedó registrada bajo el número 3101/17 y recayó en el Juzgado Federal a cargo de Luis Rodríguez. 

“¿Cómo puede ser que funcionarios públicos que ni siquiera conozco, me hostiguen y hagan de mi persona tema de reunión, nada menos que del Banco Central de la República Argentina? ¿Qué tengo que ver yo con esa institución? ¿En qué clase de país nos quieren hacer vivir? ¿Qué clase de funcionarios tenemos, que en una reunión institucional de la autoridad regulatoria de bancos y financieras, exhiben un powerpoint con mi foto y con la leyenda claramente discriminatoria de género “¿y con esta que hacemos?” Resulta cuanto menos sugestivo y al mismo tiempo patético, que en lugar de estar ocupados de controlar bancos, financieras y grandes empresas nacionales y multinacionales y sus operaciones financieras, se estén ocupando de una mujer de 26 años, por el sólo hecho de ser la hija de los expresidentes Néstor Carlos Kirchner y Cristina Fernández de Kirchner”.

Citando el artículo periodístico, la hija de la ex presidenta deslizó: “Sturzenegger habría exhortado a los presentes a fin de que aporten ideas para iniciar causas penales en mi contra o bien involucrarme en procesos judiciales ya existentes. De manera puntual, uno de los funcionarios presentes en la reunión habría pedido que la entidad  monetaria ‘ponga la lupa’ sobre mi persona, en línea con la supuesta requisitoria de Sturzenegger”.

El escrito califica la situación como “un hecho de una inusitada gravedad institucional, el cual se inscribe dentro de la campaña de persecución política, judicial y mediática que vengo padeciendo junto con mi familia desde el 10 de diciembre del año 2015, cuando asumiera la Presidencia de la Nación el Ingeniero Mauricio Macri”. 

Florencia Kirchner pidió que sea citado a prestar declaración testimonial uno de los directores del Banco Central, Pedro Martín Biscay, para que explique si la situación descripta en el artículo del diario Página 12 efectivamente aconteció tal como fue descripta.

Te puede interesar